Inversión de La Salina de 1.340.000 euros para 106 pueblos dentro del Plan de Sequía 2018

Manuel Rufino, diputado de Medio Ambiente, y Javier Iglesias, presidente de la Diputación de Salamanca.
Inversión de La Salina de 1.340.000 euros para 106 pueblos dentro del Plan de Sequía 2018

La iniciativa ha sido avanzada este martes por el presidente de la Diputación de Salamanca, Javier Iglesias, acompañado por el diputado Manuel Rufino García, diputado delegado de Medio Ambiente 

La Diputación de Salamanca invertirá 1.340.000 euros, a repartir en 106 pueblos, dentro del Plan de Sequía 2018, al objeto de subvencionar en las localidades las obras del sistema de abastecimiento de agua de consumo humano. La mayoría de las solicitudes —se han presentado 114 aunque 8 han sido desestimadas— están relacionadas con trabajos relacionados con la potabilidad, incremento de caudal o equipos electromecánicos. 

La iniciativa ha sido avanzada a los medios este martes por el presidente de La Salina, Javier Iglesias, en una intervención en la que ha estado acompañado por el diputado delegado de Medio Ambiente, Manuel Rufino García. 

Javier Iglesias ha destacado que garantizar el consumo de agua en los municipios es una "prioridad" para la institución provincial, un asunto de "vital importancia" que, por lo tanto, ha venido recibiendo un serio respaldo económico por parte de la Diputación de Salamanca, de forma que, según ha subrayado Iglesias, ha triplicado la partida del Plan de Sequía desde 2013 con el fin de "atender las necesidades de todos los municipios". 

El aumento de la inversión ha permitido, añadía, solucionar la totalidad de los problemas que se han registrado en la provincia, un "éxito rotundo y absoluto", ha señalado el presidente de La Salina, antes de afirmar que la dotación económica ha dejado "satisfechos" a los alcaldes como a los habitantes, que han podido comprobar como la institución provincial está a su lado, enfrentando los "problemas reales". 

Otro dato que confirma la positiva evolución de las actuaciones e inversiones es la reducción en casi un 70 por ciento de la demanda de los pueblos de cisternas, al haberse pasado de más de 12.000 metros cúbicos a menos de 5.000 en la actualidad y como consecuencia de averías durante algunas semanas puntuales en los meses de verano. 

Tras aclarar que se han ampliado las actuaciones subvencionadas, Javier Iglesias ha repasado algunas de las inversiones más relevantes realizadas el año pasado —en el que se atendieron 87 proyectos— con el Plan de Sequía, destinadas a los municipios de Sorihuela, Encinas de Abajo y Cantalpino. 

El Plan de Sequía tiene como objetivo "impulsar obras e instalaciones del sistema de abastecimiento de agua de consumo humano que permitan garantizar el suministro en situaciones de carencia o falta de potabilidad". Para la Diputación de Salamanca "éste es uno de los programas más importantes dirigidos a los municipios de la provincia", de forma que en los dos últimos años, recalca, "se ha pasado de un presupuesto de un millón de euros, al 1,5 millón de euros actuales". 

Comentarios
Lo más