La anunciada rebaja del IBI en un 5%, principal novedad de las Ordenanzas Fiscales para 2019

La anunciada rebaja del IBI en un 5%, principal novedad de las Ordenanzas Fiscales para 2019

Fernando Rodríguez ha anunciado la congelación del resto de impuestos y de la mayoría de tasas y precios públicos, salvo aquellos que se deban ajustar al IPC. Las tarifas de la ORA aumentarán por encima en la primera hora y lo harán por debajo en la segunda, aunque los residentes verán congeladas las tasas. El concejal niega que se trate de una medida electoralista

El concejal de Hacienda, Fernando Rodríguez, ha comparecido en rueda de prensa este martes, 9 de octubre', para presentar las Ordenanzas Fiscales para el próximo año. En esta ha anunciado la principal novedad de estas, ya conocida, como es la rebaja del Impuestos de Bienes Inmuebles en un 5%, algo que beneficiará a más de 80.000 contribuyentes y supondrá una rebaja de en torno a 30 euros a sus bolsillos lo que, en total, significan 2,3 millones de euros, según avanzó el concejal.

Además, como destacó, seguirán congelados los impuestos tras el acuerdo programático firmado con Ciudadanos por el que se adquirió el “compromiso que durante el mandato se congelarían los cinco impuestos del Ayuntamiento”. En este sentido, destacó que en algunos casos se han bajado “a medida que la situación económica y financiera lo ha permitido”, enunciando la Plusvalía, que descendió entre un 5,4% y un 7,1%, o el Impuesto sobre Construcciones, Instalaciones y Obras entre el 70 y el 90% para aquellos que quieran realizar obras de rehabilitación, renovación y regeneración urbana.

Mientras, se vuelven a congelar el Impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica y sobre Actividades Económicas, y otras tasas y precios públicos como el de la recogida de basura, transporte urbano o del ciclo del agua, “salvo en algunos casos puntuales que se ajustarán al IPC por mandato”, entre los que ejemplificó el estacionamiento del centro de transporte de mercancías, los comerciantes en el mercado central, la piscina del Helmántico o la tasa de grúa, que lo harán en un 2,2%. A ello se le suma un ajuste en las tarifas de la ORA, de manera que crecerá por encima de esta cifra en la primera hora y será más bajo en la segunda. Se congelarán, por su parte, las que afecten a los residentes.

En lo que respecta a los beneficios en las ordenanzas implementados en años anteriores se mantendrán, según afirmó Fernando Rodríguez, que reflejó la subida en los ingresos para favorecer a las personas que menos ingresos tienen.

No es una medida electoralista

Fernando Rodríguez reiteró que la bajada del IBI en 2019 no se corresponde con una medida electoralista, como se queja la oposición, sino que se debe a que el impacto sobre las arcas y el gasto sea lo más limitado posible ya que en 2020 las amortizaciones de deuda del Ayuntamiento bajarán considerablemente. “El impacto mayor sobre el gasto va a ser solo en 2019”.

Este impacto lo cifró en esos 2,3 millones de euros, lo que afectará ya que los “ingresos tienen que que ser iguales a gastos y cumplir la estabilidad presupuestaria”. Por eso, afeó a los que proponen una mayor bajada y luego dicen que se debe realizar más gasto social, o mejorar la ayuda a domicilio o el transporte. “Eso es imposible”.

Comentarios
Lo más