Sanidad activa el protocolo preventivo por la aparición de un caso de meningitis en un niño de cuatro años

Sanidad activa el protocolo preventivo por la aparición de un caso de meningitis en un niño de cuatro años

Es alumno del colegio Calasanz y la Junta ya se ha puesto en contacto con el centro y los padres de los compañeros de clase del alumno para el modo a proceder en estos casos. Se recuerda, sin embargo, que la aparición de otro caso secundario es remoto

El Servicio Territorial de Sanidad en Salamanca ha activado el protocolo preventivo ante un caso de enfermedad meningocócica que afecta a un niño de cuatro años, que permanece ingresado en planta en el hospital Clínico Universitario de Salamanca, según informa la Junta. 

En concreto, se han puesto en marcha las medidas establecidas por la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica ante una situación como ésta y, entre estas actuaciones, se ha contactado con la Dirección del centro educativo al que acude el paciente, el colegio Calasanz, y se mantiene un estrecho contacto con los responsables educativos al objeto de atender sus demandas informativas.

De esta manera, según informa la Junta, los Servicios de Epidemiología han facilitado al centro documentación para su traslado a padres de alumnos y el profesorado, entre el que se encuentran indicaciones de quiénes deben tomar quimioprofilaxis, medicación para prevenir la aparición de una infección y evitar que evolucione y se contagie. 

Al respecto, Sanidad indica que en este caso son únicamente los niños de su misma clase los que deben tomarlo, por lo que se ha enviado una carta a los padres indicando que acudan a su pediatra y vigilen a los niños durante diez días ante la posible aparición de síntomas como fiebre, dolor de cabeza o vómitos. No obstante, todos los niños pueden continuar asistiendo a clase con absoluta normalidad.


Es importante destacar y transmitir a las familias y a la sociedad en general que la aparición de otros casos secundarios de enfermedad meningocócica a partir de este primario es remota, ya que su contagio no es fácil pues precisa de un contacto directo, continuado y estrecho entre personas, siendo un patógeno que no puede vivir fuera del cuerpo humano al destruirse en el medio ambiente, resalta la Junta. 

Comentarios
Lo más