FÚTBOL MODESTO

Ocho partidos de sanción para el jugador que intentó agredir a otro en el fútbol modesto "precedido por provocaciones"

Ocho partidos de sanción para el jugador que intentó agredir a otro en el fútbol modesto "precedido por provocaciones"

El trofeo le apercibe de que no le tramitará ficha si se repite esta actuación. Desde el Sporting Charro reflejan que el intento de agresión, el cual condenan, vino precedido de provocaciones en torno a la nacionalidad de su jugador

El Comité Organizador del trofeo Isidoro Benito ha entrado de oficio sobre la tangana del partido entre el Escafoideo y el Sporting Charro y ha sancionado con ocho partidos de sanción al jugador que intentó agredir a un contrario, con la advertencia de que no se le tramitará la ficha correspondiente la temporada siguiente si vuelve a hacerlo. 

Además, el partido se ha dado por suspendido y se deberán jugar los nueve minutos restantes, con el resultado de 3-1, en las mismas condiciones con las que se acabó, de manera que el Escafoideo deberá jugarlos con siete jugadores, tras las expulsiones por las protestas posteriores, y el Sporting Charro, con diez. 

Por otro lado, también se ha decidido sancionar con un mes de sanción al colegiado al considerar que ha incumplido sus obligaciones al obviar el intento de agresión, así como a los cuatro jugadores expulsados del Escafoideo con un partido de sanción por menosprecio al colegiado e insulto leve al contrario salvo en el caso de uno de ellos, que no podrá jugar los próximos cuatro partidos por insulto grave al árbitro. 

Estas decisiones se podrán recurrir en el plazo de una semana una vez recibida la notificación de las sanciones y de la decisión adoptada. 

"El intento de agresión vino precedida por provocaciones"

El Sporting Charro, por su parte, ha salido al paso del intento de agresión de su jugador, el cual condenan y ha sido sancionado conforme a su código interno, para referirse a provocaciones previas al mismo. 

Así, según aseguran, aunque "no es en absoluto justificación", los jugadores rivales habrían provocado al mismo con constantes comentarios a su nacionalidad, cosa que, según afirman, sucede con regularidad. 

Además, destacan que estos hechos fueron seguidos de otros intentos de agresión al colegiado, al que los jugadores del Sporting Charro defendieron, atendiendo a estos comentarios, e intentaron poner calma entre los dos equipos. 

Reflejan, asimismo, que el equipo lleva 25 años compitiendo "con honestidad y haciendo gala de integración racial y personal". 

Comentarios
Lo más