Las obras en la estación de autobuses se acercan al año con visibles cambios en su aspecto

Las obras en la estación de autobuses se acercan al año con visibles cambios en su aspecto
Las obras en la estación de autobuses se acercan al año con visibles cambios en su aspecto

Han colocado una cristalera para acceder a las dársenas y se ha modificado parte del suelo de la zona de entrada por la avenida Filiberto Villalobos donde se han situado nuevos bancos. Las obras están previstas que finalicen en verano de 2019

Las obras en la estación de autobuses continúan durante este 2019. Después de iniciarse el año pasado, ya se puede ver parte del cambio que presentará una vez concluyan. 

Así, lo más vistoso un año después del comienzo del proyecto son las cristaleras que ahora separan las dársenas de la estación, al estilo de las que incluyeron también no hace demasiado tiempo en la estación sur de Madrid, Méndez Álvaro, para que los pasajeros esperen a cubierto la llegada de los autobuses. 

Además, se ha situado ya parte del nuevo suelo y los bancos que adornarán también la zona de entrada por la avenida Filiberto Villalobos. Eso sí, la práctica totalidad de la estación sigue en obras cuando se aproximan al año de duración de los 18 meses previstos para la ejecución de las mismas. 

De esta manera, en principio, la estación de autobuses estará lista para el verano, cuando el flujo de viajeros crece considerablemente a nivel general. Hasta entonces, operarios y viajeros siguen conviviendo con las molestias ocasionadas por las obras y que ya ha sido objeto de críticas por parte de varios partidos políticos y distintas organizaciones. 

De hecho, el propio consejero de Fomento, Juan Carlos Suárez-Quiñones, ya afirmó que se habían estudiando las quejas y se iba a proceder a algunos cambios en las obras para mejorar la habitabilidad y el riesgo que podían llegar a suponer las obras. 

De momento, además, la zona de entrada y salida a la estación por parte de los vehículos se realiza indistintamente por la calle Peña de Francia ya que la situada en la vía contraria permanece cerrada por las propias obras. 

La intervención, que asciende a más de cuatro millones de los que 500.000 euros correrá a cargo del Ayuntamiento, cambiará completamente el aspecto y funcionalidad de la estación de autobuses de Salamanca, construida hace 42 años, ajustándola a los nuevos estándares edificatorios con plena adaptación en materia de movilidad reducida, una redistribución de espacios y usos, así como una mejora general de la confortabilidad, habitabilidad, eficiencia energética y servicios; en definitiva, se trata de poner al servicio de la ciudadanía una infraestructura de transporte acorde a las actuales exigencias y necesidades de la sociedad salmantina.

Los cambios afectarán básicamente a la arquitectura, dársenas, e instalaciones interiores (climatización, saneamiento, energía eléctrica, suministros, etc.), la gestión integral de la propia estación, control, seguridad y servicios de soporte tecnológico. Así, la estación lucirá un nuevo diseño institucional y corporativo, incorporará un nuevo lucernario, y se procederá a la sustitución de las cubiertas de las dársenas de fibrocemento.

El proyecto plantea también modificaciones en los flujos de tráfico que afectarán a la configuración del parking de autobuses y de vehículos privados. Por último, se sustituirá la red de climatización, por equipos de biomasa, y se renovará el sistema de iluminación con la instalación de lámparas LED.

Es importante destacar la instalación de soportes de gestión, control e información de usuarios y tráfico, basada en componentes TIDS (Traveler Information Display Systems), mejoras en los sistemas de audio, y nuevos servicios TIC al servicio de la ciudadanía (Red Wifi y zonas de carga por USB). 

Obras, dársenas cortadas, Salida cortada, los autobuses salen por la calle Peña de Francia. Entrada la han ensanchado. Por dentro, techos levantados. Se ve de lo que van a hacer es las baldosas de suelo para los nuevos bancos. Lo que más resalta es la cristalera similar a Méndez Álvaro. 

Comentarios
Lo más