Las víctimas de violencia de género exponen las disfunciones de la justicia en la Audiencia Provincial

Las víctimas de violencia de género exponen las disfunciones de la justicia en la Audiencia Provincial
Reunión en la Audiencia Provincial con representantes de las asociaciones de víctimas de violencia de género.
Las víctimas de violencia de género exponen las disfunciones de la justicia en la Audiencia Provincial

La Comisión de Coordinación contra la Violencia de Género de la Audiencia Provincial se ha reunido con representantes de las asociaciones de víctimas de violencia de género para ahondar en los problemas percibidos por las víctimas en el ámbito judicial

El pasado 1 de marzo se constituyó en la Audiencia Provincial de Salamanca la Comisión de Coordinación contra la Violencia de Género, formada por la propia Audiencia, los juzgados con competencias de violencia de género, la Fiscalía, la Unidad de la Oficina de Atención a las Víctimas y los forenses.

Tras esa primera reunión constitutiva se decidió que sería buena la participación de las instituciones salmantinas –Junta de Castilla y León, Diputación, Ayuntamiento, Subdelegación y Universidad–, además de las asociaciones de víctimas, con las que se ha reunido este jueves el presidente de la Audiencia Provincial, José Ramón González Clavijo.

En declaraciones previas a la propia reunión, explicaba que el objetivo es que las asociaciones expongan los problemas de carácter general que afectan al ámbito de justicia: “Admitiremos todas las sugerencias”. Además, las asociaciones podrán tener un vínculo directo con esta Comisión.

“Es importante que las víctimas tengan voz y que pongan de manifiesto esas posibles disfunciones, que las hay, evidentemente”, explicaba González Clavijo. Añadía que, a pesar de que la justicia funciona razonablemente bien, “sigue habiendo víctimas y queremos que no haya ni una. Mientras siga habiendo una, es que algo falla no solo a nivel judicial, sino a nivel de la sociedad en general”.

Algunas de esas disfunciones que ya se comentaron en la pasada reunión fueron “dar una respuesta más ágil, más eficaz y evitar una doble victimización, así como evitar el mareo para las víctimas que están yendo y viniendo de un sitio a otro”. También problemas derivados de la Ley de Protección de Datos: “si la víctima no cede voluntariamente sus datos, no hay ninguna institución que tenga acceso a ellos”.

En la relación de la justicia con la violencia de género, el presidente de la Audiencia Provincial recalcaba que hay un problema en la formación: “No se puede especializar en provincias donde estamos diez jueces por cada 100.000 habitantes”, aunque se mostraba partidario de que aquellos órganos judiciales con un contacto más directo con los aspectos más íntimos y personales de la persona tengan jueces con una mayor especialización, como son familia, menores, violencia de género e incluso vigilancia penitenciaria.

Comentaba también la problemática surgida a raíz de algunas sentencias judiciales por la que hay mujeres que tengan desafección hacia las instituciones judiciales: “Que se sepa que estamos ahí para apoyar con las debidas garantías procesales para la víctima y para el acusado. Hay que transmitir el mensaje de que confíen en nosotros”.

Comentarios