Víctor Manuel: "Estoy viviendo el tiempo que nos toca vivir, asistiendo perplejo a la indecencia de algunos administradores públicos que nos toman por imbéciles"

Víctor Manuel: "Estoy viviendo el tiempo que nos toca vivir, asistiendo perplejo a la indecencia de algunos administradores públicos que nos toman por imbéciles"
Víctor Manuel: "Estoy viviendo el tiempo que nos toca vivir, asistiendo perplejo a la indecencia de algunos administradores públicos que nos toman por imbéciles"

No hacen falta muchas presentaciones porque a Víctor Manuel (Mieres, 1947) le conoce todo el mundo. Este sábado, 12 de octubre, regresará a Salamanca para presentar su último disco, Casi nada está en su sitio, a las 21:00 horas en el CAEM. Esta vez no estarán Ana Belen, Serrat o Miguel Ríos, pero sí las canciones de siempre, con las que han crecido generaciones de españoles

Llevaba diez años sin publicar un disco de canciones nuevas y ha tenido que ser un proceso de composición muy ilusionante. ¿Cómo llegó a Casi nada está en su sitio?

Tenía ganas de escribir canciones después de tanto tiempo y me puse a ello, lo que nunca pensé es que tuviera tantas, escribí veinticuatro en poco más de cuarenta y cinco días.

¿Cree que en esta España que vivimos hoy casi nada está en su sitio?

Cuando editamos el disco, esa era siempre la primera pregunta. Ahora ya no me lo preguntan, lo dan por descontado. Efectivamente, todo está descolocado, pero no sólo en España.

¿Compensa volver a sacar material nuevo cuando podría estar cómodamente cantando las grandes canciones de su carrera?

Claro, el público quiere escuchar lo que ya conoce. Lo sé, pero esta profesión sería mas aburrida sin la posibilidad de crear, de contar cosas que se te pasan por la cabeza...

Víctor Manuel siempre "ha hablado de algo" en sus canciones, cosa que no todos hacen. ¿Alguna vez ha sentido que, en un país como este, con tantos extremos, podría perjudicarle?

Bueno, tener opiniones con las que otra gente disiente siempre es problemático. Lo más cómodo es confundirte con el paisaje, declararte apolítico, decir que no eres de derechas ni de izquierdas. Bueno, todas esas tonterías son infinitamente más cómodas y nadie te las va a discutir.

Suena fuerte su disco nuevo. Muy directo. ¿Está cabreado?

Estoy como siempre he estado, viviendo el tiempo que me toca vivir y asistiendo perplejo a la indecencia de algunos administradores públicos que nos toman por imbéciles.

¿Va a ir a votar el 10 de noviembre?

Por supuesto.

He visto que se ha metido en harina para publicar un libro culinario. ¿Qué es El gusto es mío?

Está a punto de editarse. Será el próximo 24 de noviembre. Se trata de un recorrido por mis experiencias dentro y fuera de la cocina; de cómo las he vivido en tantos años de giras y qué lecturas hago de esa experiencia. 

En Salamanca no estará acompañado de Ana Belén, Miguel Ríos o Joan Manuel Serrat como en grandes ocasiones anteriores. ¿Se sentirá solo en el escenario?

Cantar solo es mas aburrido, pero créeme que es infinitamente más meritorio.

Por cierto, ¿guarda algún buen recuerdo de alguna estadía anterior en Salamanca (la ciudad en la que, curiosamente, nació Pedro Garfias)?

Sé que ahí nació Garfias aunque le llevaron a Cabra (Córdoba) siendo un renacuajo. Tengo muy buenos recuerdos relacionados con Salamanca, ahí canté por vez primera en el Teatro Bretón y posteriormente en diferentes lugares, desde Plaza Mayor a pabellones deportivos.

Hace poco le vi en la tele, en el funeral de su mujer, diciendo que haría una gira con Rosalía. ¿Le gusta la música de ahora? 

No me gustaba toda la música que se hacía hace cuarenta años, como tampoco me gusta todo lo que ahora se hace. Dicho esto, Rosalía canta muy bien y tiene un talento enorme. Me cansa toda la sobreexposición a la que está sometida.

¿Qué escucha actualmente Víctor Manuel?

Todo tipo de músicas, de los imprescindibles Stevie Wonder, Antonio Carlos Jobim, Chico Buarque, Beatles o Silvia Pérez Cruz o Jorge Drexler. Mucha música barroca, pero también Erik Satie...

Hábleme un poco de la banda que le acompañará en el escenario.

Son seis músicos, David San José dirige y maneja teclados, Santi Ibarreche, Osvi Greco, Ovidio López, Dani Casielles y Ángel Crespo.

¿Qué espera de la velada en Salamanca de este próximo 12 de octubre?

Una gran noche, porque funciona muy bien el concierto. La mezcla del repertorio clásico con algunos temas nuevos nunca me ha funcionado tan bien. No recuerdo haber comenzado y cerrado un concierto mío con dos temas nuevos pero funciona todo extraordinariamente. Y en medio, pues Sólo pienso en ti, El abuelo Víctor, Planta 14, Soy un corazón tendido al sol, Luna, Bailarina, Asturias...

Comentarios