El Día Mundial de la Psoriasis busca conectar a los enfermos con los farmacéuticos, las administraciones y la sociedad

El Día Mundial de la Psoriasis busca conectar a los enfermos con los farmacéuticos, las administraciones y la sociedad
Alfonso Santiago y Aránzazu Zarzuelo
El Día Mundial de la Psoriasis busca conectar a los enfermos con los farmacéuticos, las administraciones y la sociedad

Aunque tenía lugar el 29 de octubre, este miércoles se celebra en Salamanca con una mesa redonda.

El Colegio Oficial de Farmacéuticos de Salamanca acoge este miércoles a las 18 horas una mesa redonda titulada ‘Conectando en psoriasis’ con la que la ciudad celebrará el Día Mundial de la Psoriasis, que desde 2004 está fijado en el 29 de octubre. Con entrada libre, en la misma participarán Santiago Alfonso (gerente de Acción Psoriasis), Jesús García (dermatólogo de la Clínica García Dorado), Nuria Gato (paciente), Carlos Montilla (reumatólogo del Complejo Asistencial Universitario de Salamanca), Adela Sánchez (farmacéutica comunitaria adjunta de la Oficina de Farmacia en Salamanca), Aránzazu Zarzuelo (doctora en Farmacia y profesora asociada de la Facultad de Farmacia de la Universidad de Salamanca).

El lema elegido para festejar el Día Mundial de la Psoriasis en 2019 es ‘Let’s get connected’ (‘Vamos a conectarnos’), ya que la pretensión es conectar a los enfermos con los farmacéuticos, las administraciones y la sociedad.

“Hay que vincularse a los farmacéuticos porque tienen un papel fundamental, a las administraciones porque se requiere de recursos humanos y económicos y a la sociedad porque los enfermos sufren rechazo en el trabajo, en los gimnasios, en las piscinas y en las playas”, explica Alfonso Santiago, gerente de Acción Psoriasis. Según una encuesta pasada por esta asociación a 1.200 pacientes, el 27% no hacen nada por su enfermedad porque están resignados y el 47% se muestran insatisfechos con su tratamiento por cansancio o miedo a los efectos secundarios. Por eso, Santiago opina que la psicología influye en esta enfermedad: “España se encuentra unos pasos por delante de otros países en atención a la misma, pero ha de ser integral y psicológica, pues, aunque no es contagiosa ni tiene cura, provoca rechazo social. Muchos enfermos se esconden porque las miradas y los dedos les señalan. Hay que asumir que se tendrá la enfermedad toda la vida y, por ello, no hay que autoexcluirse. Los pacientes tienen que asociarse”.

“La Organización Mundial de la Salud declara que es una enfermedad grave que afecta al 2 o 3% de la población y que condiciona la vida. Los farmacéuticos tenemos que reforzar nuestro papel porque solemos ser los primeros agentes sanitarios en conocer a un enfermo de psoriasis. El farmacéutico puede ayudarle a seguir la adherencia al tratamiento para que no se aburra porque el enfermo suele hacer caso cuando tiene un brote fuerte, pero menos cuando no lo es. Además, tenemos que colaborar con los médicos, enfermeros y otros profesionales sanitarios”, relata Aránzazu Zarzuelo, doctora en Farmacia y profesora asociada de la Facultad de Farmacia de la Universidad de Salamanca, que considera que hay que potenciar la docencia “para que los farmacéuticos del futuro sepan cómo tratar la enfermedad”. Por su experiencia en el ámbito universitario, Zarzuelo detalla que los estudiantes “están interesados en la psoriasis porque todos conocen a alguien que la tiene y algunos de ellos realizan Trabajos de Fin de Grado sobre ella”. Además, el Complejo Asistencial Universitario de Salamanca es referencia de ensayos clínicos de nuevos medicamentos.

Comentarios
Lo más