​La estudiante de la Facultad de Medicina, Alejandra Mosteiro, número 12 del MIR: “Quedarme en el Hospital de Salamanca es tentador”

​La estudiante de la Facultad de Medicina, Alejandra Mosteiro, número 12 del MIR: “Quedarme en el Hospital de Salamanca es tentador”
​La estudiante de la Facultad de Medicina, Alejandra Mosteiro, número 12 del MIR: “Quedarme en el Hospital de Salamanca es tentador”

Natural de Pontevedra, explica que en seis años ha establecido “muchos lazos” con la ciudad charra, a la que llegó a estudiar porque es "fuente de cultura y conocimiento”. La especialidad que desea elegir es Neurocirugía

Ya como estudiante de Bachillerato, Alejandra Mosteiro Cadaval apuntaba maneras, puesto que obtuvo la mención por Matrícula de Honor en el instituto Los Sauces, de su Pontevedra natal.

Y, al igual que no dudó a la hora de querer estudiar Medicina, tampoco dudó en elegir Salamanca con su destino, puesto que “con sus ochocientos años de historia es fuente de cultura y conocimiento”. Así lo explica Alejandra en conversación con SALAMANCA24HORAS tras ser la número 12 en el MIR de 2019.

Un examen al que se presentaron casi 15.000 personas que aspiraban a una de las 7.512 plazas que había este año. Y Alejandra ha logrado ser la número 12 de todas esas personas, lo que con casi total seguridad le permitirá elegir su destino. ¿Será Salamanca? Todavía no lo sabe, explica a este diario, aunque reconoce que van a ser dos meses “de intensa reflexión” hasta elegir lugar.

¿Qué has sentido al ver que eras la número 12 de España en el MIR?

Alivio. Tras ello, viene la seguridad de poder especializarme en aquello a lo que aspiraba. Finalmente, la libertad de poder elegir el centro que mejor contribuya a mi formación.

Visto el resultado, el examen te fue muy bien. ¿Te pareció complicado en algún momento?

El examen en sí, no; la preparación, muchísimo. El MIR es un examen asequible para el recién graduado en medicina; lo que cabría cuestionarse es si es justo, es decir, si valora adecuadamente los conocimientos necesarios para dar paso al mundo profesional.

¿Cuál ha sido tu rutina de estudio y cuánto tiempo le has dedicado al examen?

No distó mucho de mi rutina durante la carrera. De hecho, considero que en la carrera recae gran parte de la preparación del MIR. En mi caso, empecé con las ‘clases de los sábados’ en la academia allá por octubre del 2018; y, a estudiar en exclusiva para la prueba, el 26 de junio de 2019.

Desde aquí, animo a futuros opositores a tomarse esos siete meses de estudio, no como una obligación, sino como una oportunidad de integrar, repasar, ampliar y poner al día sus conocimientos.

¿Sabes ya qué especialidad vas a elegir?

Neurocirugía.

¿Y has pensado el destino? ¿Alguna preferencia de localización geográfica?

Por lo pronto, intentaré analizar los programas formativos de aquellos hospitales que ofrecen Neurocirugía. También me gustaría visitarlos y conocer personalmente qué posibilidades ofrecen. Preferencia geográfica, como tal, no tengo.

Para los salmantinos y el propio Hospital seguramente sería muy importante que alguien con una nota tan alta en el MIR quiera quedarse en su ciudad de adopción...

Como bien apuntas, quedarme en Salamanca es tentador. Seis años permiten establecer muchos lazos: amigos en la facultad, profesores en las aulas y tutores en el Hospital, investigadores y mentores en el laboratorio de neurociencias… Salamanca me ha dado tanto, que va a ser difícil dejarla. Me restan dos meses de intensa reflexión.

WhatsApp Image 2020 02 18 at 14.08.24 (1)

¿Por qué elegiste la Universidad de Salamanca para estudiar Medicina?

Salamanca con sus ochocientos años de historia es fuente de cultura y conocimiento. Esta tradición tan marcada ofrece unas enseñanzas que, si bien dan mayor peso a los aspectos teóricos, finalmente aportan unas sólidas bases sobre las que construir la vida profesional y personal.

Para el estudiante, el marco aquí es único, pues los salmantinos han sabido dar protagonismo a su universidad, y aprender de su pasado para proyectar su futuro.

¿Cómo valoras tu preparación en la Facultad de Medicina de la Universidad de Salamanca?

Muy positiva. Con toda humildad, he de decir que allá donde he ido, no he percibido carencias en cuanto a mi formación con respecto a la de otras instituciones (y me refiero tanto nivel nacional como europeo).

Por supuesto que hay un frente amplio para la mejora en la Universidad y en el Grado en Medicina en particular. Pero debemos poner en valor lo que ya tenemos que, me consta, es de calidad excepcional.

¿Crees que el estudiante de Medicina que supera el MIR está preparado para desembarcar en el Hospital?

Sinceramente, creo que a esta pregunta no me corresponde contestar a mí.

No obstante, cada año acceden al sistema unos 6.000 nuevos médicos en condición de residente y, hasta la fecha, la rueda no ha dejado de girar.

¿Qué radiografía haces del Sistema Público de Salud, en el que vas a trabajar los próximos años?

Si España tiene una de las mayores esperanzas de vida del mundo, es en parte gracias a las prestaciones su SNS. Pero en él conviven políticos, gestores, profesionales y pacientes, lo cual da pie a muchas consideraciones. Lo más acuciante: la sostenibilidad. En un contexto de recursos limitados, la salud es responsabilidad de todos.

Comentarios
Lo más