Las carreteras salmantinas cuentan con más de 316 kilómetros con riesgo por el transporte de mercancías peligrosas

Las carreteras salmantinas cuentan con más de 316 kilómetros con riesgo por el transporte de mercancías peligrosas
Uno de los tramos con riesgo alto por el transporte de mercancías peligrosas
Las carreteras salmantinas cuentan con más de 316 kilómetros con riesgo por el transporte de mercancías peligrosas

Con riesto algo se encuentran el tramo de la A-62 entre Fuentes de Oñoro y Salamanca y la A-66 de Fuentes de Béjar hasta la capital

De los 57 tramos de carreteras convencionales y autovías que la Junta de Castilla y León tiene registrados como con riesgo en el transporte de mercancías peligrosas, seis, con 316,3 kilómetros, se encuentran en la provincia de Salamanca, dos de ellos catalogados como de riesgo alto.

Están definidas como mercancías peligrosas aquellas sustancias que, en caso de accidente, pueden suponer riesgo para la población, los bienes o el medio ambiente, por lo que las condiciones de transporte están reguladas en un Real Decreto.

Catalogados como de riesgo alto se encuentran los 98,5 kilómetros de la autovía A-62 entre Fuentes de Oñoro y Salamanca y los casi 54 kilómetros de la A-66 entre Fuentes de Béjar y Salamanca.

Con riesgo medio están más de 80 kilómetros de la A-62 entre Salamanca y Tordesillas  y los 70 que comunican, por la A-66, la localidad zamorana de Cubillos hasta el término de Villares de la Reina.

Con riesgo por el transporte de mercancías peligrosas se encuentran otros dos tramos de las vías salmantinas, 9,6 kilómetros de la SA-20, correspondientes a la Ronda Sur, y 4,5 kilómetros de la N-620 entre Fuentes de Oñoro y la frontera portuguesa.


Comentarios
Lo más