Salamanca lidera el descenso en el precio de la vivienda en Castilla y León en el segundo trimestre por la crisis del coronavirus

Salamanca lidera el descenso en el precio de la vivienda en Castilla y León en el segundo trimestre por la crisis del coronavirus
Obras de construcción de viviendas en Salamanca
Salamanca lidera el descenso en el precio de la vivienda en Castilla y León en el segundo trimestre por la crisis del coronavirus

Por provincias, Soria ha sido la única región que ha incrementado el valor de la vivienda, con un 0,8% más, hasta los 975€/m2.  Al margen de ella, todas las demás provincias han experimentado un descenso, lideradas por Salamanca (-6,4% y 1.116€/m2), seguida por León, (-4,1% y 953€/m2), Zamora (-3,8% y 930€/m2), Palencia, (-2,9% y 914€/m2), Valladolid (-1,4% y 1.168€/m2), Burgos (-1,2% y 1.136€/m2), Segovia (-0,9% y 958€/m2) y Ávila (-0,7% y 853€/m2)

Gesvalt, la compañía de referencia en el sector de la consultoría, valoración y actuaciones técnicas, ha publicado su Informe de Vivienda correspondiente al segundo trimestre del año 2020. En el estudio, realizado con datos propios por el departamento de Research de la compañía, se destaca un descenso del 2,2% del precio medio de la vivienda en Castilla León con respecto al mismo periodo del año anterior, generado en gran parte por la crisis motivada por el coronavirus. De esta forma, la pandemia interrumpe la tendencia de ascensos moderados continuados que ha estado presente durante los últimos trimestres y sitúa el precio del metro cuadrado en la Comunidad Autónoma en los 1.005€/m2, 373€ menos que la cifra registrada en toda España.

Por provincias, Soria ha sido la única región que ha incrementado el valor de la vivienda, con un 0,8% más, hasta los 975€/m2.  Al margen de ella, todas las demás provincias han experimentado un descenso, lideradas por Salamanca (-6,4% y 1.116€/m2), seguida por León, (-4,1% y 953€/m2), Zamora (-3,8% y 930€/m2), Palencia, (-2,9% y 914€/m2), Valladolid (-1,4% y 1.168€/m2), Burgos (-1,2% y 1.136€/m2), Segovia (-0,9% y 958€/m2) y Ávila (-0,7% y 853€/m2).

En lo que respecta al alquiler, la Comunidad Autónoma ha registrado un incremento del 0,6%, lo que supone fijar la cifra final en 6,46€/m2/mes. Por provincias, Valladolid (4,4% y 7,09€/m2/mes) y Segovia (3,3% y 6,98€/m2/mes) han experimentado las mayores subidas, seguidas de Soria (0,7% y 5,46€/m2/mes), León (0,7% y 5,51€/m2/mes) y Zamora (0,6% y 4,84€/m2/mes). Por otra parte, Palencia (-2,1% y 5,66€/m2/mes), Salamanca (-1,2% y 7,25€/m2/mes), Ávila (-1,2% y 4,83€/m2/mes) y Burgos (-0,3% y 6,49€/m2/mes) han sufrido caídas en el valor. 

Descenso generalizado del precio de la vivienda 

Todas las comunidades autónomas han experimentado descensos en los precios la vivienda durante el segundo trimestre.  Entre ellas, las comunidades en las que el precio se ha mantenido más estable han sido Aragón (-0,9%), las Islas Canarias (-0,9%) y La Rioja (-1,1%); mientras que el descenso ha sido más acusado en Murcia (-6.6%), Galicia (-4,4%) y Cataluña (-3,5%).

A pesar de ello, en este periodo de tiempo, el ranking de precios por comunidad autónoma continúa sin cambios. Baleares sigue siendo la comunidad con valores más altos, con un valor por metro cuadrado de 2.317 €/m². La segunda posición la ocupa Madrid, con 2.191 €/m², seguida por País Vasco, que se sitúa este trimestre en un valor de 2.165 €/m². 

Por el contrario, Extremadura sigue siendo la Comunidad Autónoma con el precio más bajo, con 814 €/m², seguida por Castilla la Mancha con 840 €/m², siendo estas las únicas comunidades con unitarios inferiores al millar de euros por metro cuadrado. 

A nivel provincial, destacan los incrementos de Huelva (+1,7%), Cádiz (+1,2%), Soria (+0,8%) y Teruel (+0,3%), siendo estas las únicas provincias que incrementan su precio frente al segundo trimestre de 2019. Por el contrario, las provincias que presentan las variaciones más negativas han sido Lérida, con una bajada del 8,1%, y Salamanca, que reduce sus precios en un 6,4%. De esta forma, durante este trimestre han aumentado de 16 a 18 las provincias con un valor unitario inferior a los 1.000€/m². Las provincias con precios más elevados siguen siendo, Guipúzcoa, las Islas Baleares, Vizcaya y Madrid; manteniendo valores superiores a los 2.000 €/m².

En el segundo trimestre de 2020, la situación actual ha generado un cambio en la tendencia en Madrid. Esto se debe a que, si bien en los barrios periféricos el precio se ha mantenido más estable, a nivel general se ha producido una disminución en el mismo. Frente al trimestre anterior, los únicos distritos de Madrid que han incrementado su precio de venta son Puente y la Villa de Vallecas (+0,7% en ambos casos), y Moratalaz (+0,2%); y los mayores descensos los observamos en la Latina y Carabanchel (-5,9% y -5,5% respectivamente).

En Barcelona, los barrios que incrementan su unitario de venta respecto al primer trimestre del año son Horta-Guinardó (+6,4%), Gracia (+2,7%), Les Corts (+1,7%) y Sant Andreu (+1,5%). 

El alquiler también desciende de forma generalizada 

En lo que se refiere a los precios del alquiler, también se ha producido un descenso generalizado. Se observan caídas intertrimestrales incluso en las provincias con el precio del alquiler más elevado como Barcelona (17,02 €/m²/mes), donde se ha reducido en un 0,4%, Madrid (16,23 €/m²/mes) con -1,6%, Guipúzcoa (14,22 €/m²/mes) con -4,0% y Baleares (14,21 €/m²/mes) con un descenso del 0,1%.

Las provincias con menor tendencia al alquiler y, por tanto, menores rentas, son Jaén, Teruel, Cuenca, Cáceres, Ciudad Real, Ávila y Zamora; todas con unitarios de renta por debajo de los 5 €/m²/mes.

A nivel municipal, las únicas localidades con rentas superiores a los 16 €/m²/mes siguen siendo Barcelona y Madrid, tras bajar San Sebastián a los 15,99 €/m²/mes; con precios de alquiler de vivienda media de 90 m² en torno a los 1.650€.  En cambio, los municipios de más de 50.000 habitantes con el alquiler de vivienda más bajo son Elda, Puertollano, Linares y Alcoy, todos con unitarios inferiores a los 4,5 €/m²/mes.

Se mantiene el esfuerzo necesario de las familias para adquirir una vivienda

Durante el primer trimestre del 2020, el esfuerzo teórico necesario para la compra de vivienda por parte de las familias aumentó en 3 décimas respecto al trimestre anterior, situándose en un 30,4%, lo que supone disminuir seis décimas el dato del mismo trimestre del ejercicio anterior. Aun con ello, la pérdida de poder adquisitivo, de la que se prevé un incremento en los próximos meses a raíz del Covid-19, ha provocado que, en un año y a nivel nacional, se mantenga número de años de salario que necesitaría dedicar una familia de renta media para poder adquirir una vivienda también de tipo medio, siendo esta cifra de siete años. 

Perspectivas de caída en el número de certificaciones y visados de obra 

El primer trimestre de 2020 mantuvo el esfuerzo del sector promotor con el objetivo de satisfacer la demanda actual de vivienda. El dato acumulado de estos tres primeros meses del año, indica que se produjo un incremento del 17,6% en certificaciones de obra frente al mismo periodo de 2019; pese a que los visados de dirección de obra se redujeron un 16%. Las comunidades en las que más certificaciones y visados se han aprobado siguen siendo la Comunidad de Madrid, Andalucía y Cataluña. Debido a la crisis que ha generado la pandemia, con la paralización total de la actividad constructora durante dos semanas en el estado de alarma, y con la reducción de la actividad en todos los sectores económicos, es muy posible que veamos una caída en el número de certificaciones y visados; al menos durante el segundo, y probablemente el tercer trimestre del año.

Comentarios
Lo más