​El nuevo Reglamento de Viajeros de Autobús y la inversión de casi medio millón de euros en el vial del nuevo Hospital, principales asuntos del último Pleno municipal antes de vacaciones

​El nuevo Reglamento de Viajeros de Autobús y la inversión de casi medio millón de euros en el vial del nuevo Hospital, principales asuntos del último Pleno municipal antes de vacaciones
​El nuevo Reglamento de Viajeros de Autobús y la inversión de casi medio millón de euros en el vial del nuevo Hospital, principales asuntos del último Pleno municipal antes de vacaciones

Además, se han aprobado dos mociones conjuntas -presentadas en un principio por el PSOE- y se han rechazado otras cuatro del Grupo Socialista. Ha sido una sesión tranquila con algún que otro reproche típico de estos debates

El Pleno del Ayuntamiento de Salamanca celebraba su última sesión ordinaria antes de las vacaciones de verano. Una jornada que ha tenido como puntos principales la aprobación del nuevo Reglamento del Servicio de Transporte Urbano de Viajeros por autobús, algo consensuado por todos los grupos municipales, y de la modificación de crédito para, entre otros aspectos, invertir casi 470.000 euros en el vial del nuevo Hospital de Salamanca.

Un vial que estará terminado en septiembre, tal y como ha asegurado el concejal Daniel Llanos a una pregunta por escrito del Grupo Socialista que, además, ha sido reiterada posteriormente en uno de los típicos reproches entre políticos típicos de estos debates.

La aprobación del Dictamen de la Comisión de Economía, Hacienda y Régimen Interior que permitía dicha inversión ha contado con la aprobación de todos los grupos salvo la abstención de la concejala del Grupo Mixto, Carmen Díez, quien ha asegurado que le parecía “excesivo” y que cualquier dinero bien gastado “aunque sea mucho, está bien” pero que esta no le parecía buena inversión.

El Pleno también ha aprobado de manera unánime el Plan Especial de Reforma Interior Chinchinbarra y la modificación de la Ordenanza Municipal reguladora de las condiciones para la instalación de ascensores en edificios existentes de carácter residencial.

PP y Ciudadanos rechazan todas las mociones socialistas salvo las dos que finalmente son conjuntas

En el apartado de mociones, seis presentaba el Grupo Socialista, aunque finalmente se quedaron en cuatro al ser las otras dos mociones conjuntas presentadas y aprobadas por todos los grupos del Ayuntamiento de Salamanca. Estas dos eran, en concreto, la referente a la tramitación para declarar Bien de Interés Cultural el albergue juvenil de Candelario, cuyo edificio es propiedad del Consistorio charro; y la que pedía retomar el seguimiento de las mociones aprobadas por el Pleno.

Eso sí, las otras cuatro mociones presentadas por el PSOE fueron rechazadas con los votos en contra de PP y Ciudadanos, que hicieron valer la mayoría con la que conforman el equipo de Gobierno.

La primera era la referente al estudio de la posible municipalización del servicio de la ORA. Si bien los socialistas consideraba que era el momento oportuno para analizar si se debía de acometer este acto, PP y Ciudadanos consideraron que, tal y como se hace en el 85% de las ciudades de España, este ha de ser un servicio externalizado ya que además permite reducir costes. Por ello, el año que viene volverá a licitarse el concurso.

La segunda buscaba modificar la Ley de medidas tributarias y de financiación de las entidades locales e intar a los Grupos Parlamentarios de las Cortes de Castilla y León a rechazar la convalidación del Decreto Ley 6/2000 puesto que no había contado con la participación de las entidades locales.

Fernando Castaño y Fernando Rodríguez explicaron que sus partidos rechazaban la moción porque los socialistas no podían quejarse de la gobernabilidad a través de Decretos-ley (Ciudadanos) y porque la petición carecía de fundamento y era una “cortina de humo” para perpetrar que el Gobierno de España impida a los Ayuntamientos utilizar su superávit (PP).

La tercera, que terminó con un fuerte enganchón entre María García (PSOE) y María Victoria Bermejo (PP) -la socialista acusó a la concejala de Cultura de “vivir en el país de las maravillas”-, trataba la creación del Consejo Municipal de Cultura y la elaboración de su reglamento. Algo que los partidos que forman parte del equipo de Gobierno consideraron totalmente innecesario porque en Salamanca ya es “ciudad de cultura” y esta es uno de los motores económicos de la misma.

Por último, el PSOE proponía instalar mamparas en los autobuses urbanos y así proteger a los conductores ante el coronavirus. Propuesta que también fue rechazada porque, según Fernando Carabias, concejal del PP, el número de conductores contagiados había sido bajo demostrando que las medidas de protección ya son las correctas.

María Jesús Santamaría, concejala del PSOE que defendía la moción, consideró que era contradictorio que el equipo de Gobierno votara en contra de la propuesta cuando habían sacado una línea de ayudas para que todas las empresas adquirieran mamparas y sacó un plástico con el que actualmente están protegidos los conductores, haciendo ver que era “forro de libros” y preguntó que, si era válido, por qué no se instalaba en todas las dependencias municipales en vez de mamparas.

Plastico

Por último, y en las preguntas por escrito, Ana Suárez confirmó que si la situación se mantiene “tal y como está” los CEAS de Salamanca que permanecen cerrados abrirán el 1 de septiembre con las condiciones de seguridad necesaria.

Comentarios
Lo más