​Un aula del CEIP Rufino Blanco, en cuarentena tras un positivo en COVID-19

​Un aula del CEIP Rufino Blanco, en cuarentena tras un positivo en COVID-19
​Un aula del CEIP Rufino Blanco, en cuarentena tras un positivo en COVID-19

El AMPA del centro informó este pasado martes de dos casos positivos, uno de ellos en un ‘grupo burbuja’ de 25 alumnos. La Junta no especifica si el aula en cuarentena es ese o se trata de otra

La Consejería de Sanidad de la Junta de Castilla y León ha anunciado que un aula del CEIP Rufino Blanco de Salamanca ha sido puesta en cuarentena después de que se haya confirmado el positivo de uno de los miembros de la comunidad educativa.

Se da la circunstancia de que este pasado martes, el AMPA del centro informaba a todas las familias de dos positivos, uno de ellos en uno de los denominados ‘grupos burbuja’ que contaba con 25 alumnos. Sin embargo, la Junta de Castilla y León no ha especificado si el aula en cuarentena corresponde a dicha clase o se trata de otra.

Desde el AMPA lamentaban profundamente "que la decisión de las autoridades de no desdoblar grupos burbuja haya alterado la estabilidad educativa y familiar de 25 familias del Rufino Blanco, que pudieran haber sido solo 12 si se hubiera atendido a razones sociales y sanitarias".

La del centro salmantino no ha sido la única clase puesta este miércoles, 16 de septiembre, en cuarentena. Así, en total 19 aulas más han sido cerradas tras sus respectivos positivos, y es que los protocolos recomiendan poner en cuarentena a toda la clase cuando se trata de grupos de convivencia estable.

La medida ha afectado, además de al Rufino Blanco, a un grupo del Colegio Concertado (CC) ‘Asunción de Nuestra Señora’, en Ávila; a otros tres grupos de los centros de Educación Infantil y Primaria (CEIP) ‘Miguel Delibes’ y ‘Saturnino Calleja’ y al CC ‘La Salle’ y a dos grupos del CEIP ‘Jueces de Castilla’, todos en Burgos; a un aula del Centro de Educación Especial (CEE) ‘Santa María Madre de la Iglesia’, a otra del CEIP ‘Camino del Norte’ y a una nueva del CC ‘La Inmaculada’ de Ponferrada, en León; a un grupo del CEIP ‘Alonso Berruguete’ de Paredes de Nava, en Palencia; a otro del CEIP ‘Teodosio El Grande’, en Coca, Segovia; a dos del CC ‘Trilema’ de Soria; y a un grupo del CEIP ‘Pinoduero’, a dos grupos del CEIP ‘Miguel Delibes’, a uno del CC ‘Cristo Rey’ y a otro del CC ‘Sagrado Corazón Corazonistas’, en Valladolid.

En total, son 48 las aulas confinadas desde que empezara el curso la semana pasada de las 14.600 que han empezado las clases en Castilla y León.

Los equipos COVID-colegios realizarán pruebas diagnósticas PCR a sus compañeros, así como a los docentes que hayan mantenido contacto con las aulas. La Junta de Castilla y León recuerda a los padres de los niños que estén pendientes de resultados de PCR, que no los lleven a su centro educativo hasta que no termine el periodo de cuarentena.

Comentarios
Lo más