CESM sitúa en 65% el seguimiento de la huelga de médicos; la Junta dice que sólo la ha secundado un 10%

CESM sitúa en 65% el seguimiento de la huelga de médicos; la Junta dice que sólo la ha secundado un 10%
Presentación de las jornadas de huelga la pasada semana en el Hospital de Salamanca
CESM sitúa en 65% el seguimiento de la huelga de médicos; la Junta dice que sólo la ha secundado un 10%

Según ha informado la Junta a través de un comunicado, han secundado la huelga un total de 679 facultativos de los 6.504 efectivos disponibles hoy en el turno de mañana. Por provincias, el seguimiento ha sido de un 7,9 por ciento en Ávila (19 médicos en huelga); en Burgos, un 5,47 por ciento (56 en huelga); León un 12,36 por ciento (130); en Palencia, un 13,12 por ciento (45 médicos); Salamanca, un 13 por ciento (154 facultativos); en Segovia, un 5,47 por ciento (17); en Soria, un 12,17 por ciento (28); Valladolid un 6,68 por ciento (113 médicos); y Zamora, un 28,61 por ciento (117).

La Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) situó este martes, 27 de octubre el seguimiento de la huelga de estos profesionales en los hospitales de Castilla y León en el 65 por ciento, un porcentaje que en la Atención Primaria es inferior debido a la “sobresaturación” de este nivel asistencial, según indicó hoy el vicesecretario autonómico de la central sindical, José María Soto, quien acusó a la Junta de “entorpecer” el paro.

En ese sentido, el vicesecretario general de CESM en Castilla y León indicó que la huelga fue secundada por un 65 por ciento de media en los hospitales públicos de la Comunidad, aunque en algunos se alcanzó el 70 por ciento, mientras en los centros de Atención Primaria se registró un porcentaje inferior, que el sindicato médico todavía no ha podido concretar. El seguimiento fue interior que en el conjunto del país, donde lo sitúa en el 85 por ciento.

Al respecto, el dirigente sindical aseguró que la Junta ha dificultado el seguimiento de este paro médico en la Comunidad con los servicios mínimos, puesto que aseguró que algunos profesionales no sabían si podían hoy hacer un paro, por lo que han acudido a sus puestos de trabajo. También indicó que otros han decidido no ausentarse por “responsabilidad” con el fin de evitar que sus compañeros tuvieran que asumir su trabajo.

De esta forma, el representante de CESM señaló que el seguimiento ha sido difícil en los centros de Atención Primara por estar “saturados” de trabajo, debido a que a la atención de pacientes se han sumado las pruebas PCR para detectar el coronavirus. No obstante, José María Soto destacó que han recibido cartas de profesionales mostrando su apoyo a la huelga, aunque no la hayan hecho.

Así, citó una carta de Zamora en la que se expresa el apoyo al paro debido a que el Real Decreto del Gobierno, que habilita a contratar médicos sin especialidad y asignar tareas diferentes a la misma, supondrá la vuelta al sistema sanitario de los años 50 del siglo pasado, frente a la especialización y cualificación que tienen ahora los facultativos, por lo que ese compañero consideró que esto iba a mermar la calidad y la seguridad.

De la misma forma, el dirigente autonómico de CESM puso de manifiesto el “éxito” de esta huelga, que se repetirá los últimos martes de cada mes, por el apoyo recibido por las diferentes asociaciones y sociedades científicas de médicos, así como por parte de los colectivos que agrupan a los pacientes. Todos ello, indicó, se oponen a la nueva normativa aprobada por el Gobierno, que habilita a las comunidades a incorporar médicos sin la especialidad y a obligarles a ejercer tareas de otras áreas.

En opinión de José María Soto esto va a “desvirtuar” el sistema nacional de salud y advirtió de que va contra la normativa de 1995 de la Unión Europea que exige a todos los profesionales que ejerzan tener completada la especialización MIR (Médico Interno Residente). Además, lamentó que la Junta haya hecho “oídos sordos” y no rechace esta modificación de la normativa y se niegue a negociar cambios.

La Junta cifra en un 10,4% el seguimiento medio del paro en los centros sanitarios convocada por CESM

El paro convocado este martes en los centros sanitarios de la Junta de Castilla y León por el sindicato CESM ha tenido un seguimiento medio del 10,44 por ciento, según los datos registrados por la Gerencia Regional de Salud en las once áreas de salud de la Comunidad, la Gerencia de Emergencias de Castilla y León y el Centro Regional de Medicina Deportiva a lo largo del turno de mañana.

Según informó la Junta a través de un comunicado, han secundado la huelga un total de 679 facultativos de los 6.504 efectivos disponibles hoy en el turno de mañana. Por provincias, el seguimiento ha sido de un 7,9 por ciento en Ávila (19 médicos en huelga); en Burgos, un 5,47 por ciento (56 en huelga); León un 12,36 por ciento (130); en Palencia, un 13,12 por ciento (45 médicos); Salamanca, un 13 por ciento (154 facultativos); en Segovia, un 5,47 por ciento (17); en Soria, un 12,17 por ciento (28); Valladolid un 6,68 por ciento (113 médicos); y Zamora, un 28,61 por ciento (117).

La situación de huelga anunciada, en los términos que se formulan en la convocatoria, afecta a todo el personal sanitario de la categoría del grupo A1 del Servicio de Salud de Castilla y León, y debe poder desenvolverse garantizando el ejercicio y disfrute del derecho fundamental a la huelga junto al derecho de los ciudadanos al ejercicio y disfrute de los derechos y bienes constitucionalmente protegidos.

Se ha considerado, en primer término, la duración temporal y los horarios en los que se ha desarrollado la huelga convocada, que con carácter general afecta a todo el personal sanitario del subgrupo A1 del Servicio de Salud de Castilla y León entre las cero horas y las 24 horas del día 27 de octubre y sucesivos últimos martes de cada mes que no sean festivos. Se ha tenido en consideración la extensión territorial de Castilla y León, así como las características propias de la población de la Comunidad autónoma.


Por último se ha tenido en cuenta el estado de emergencia de salud pública en el que se encuentra Castilla y León, generado por la evolución del coronavirus, que supone la adopción de medidas de contención extraordinarias por las autoridades de salud pública. Es necesario tener en cuenta de forma adicional el escenario marcado por las prioridades de salud pública, y el sistema excepcional de funcionamiento del Servicio de Salud que garantice la compatibilidad de la prestación de servicios públicos esenciales con la protección de la salud.


Comentarios
Lo más