Vecinos de Los Alcaldes plantean manifestarse en la calle para que las administraciones actúen contra los ‘okupas’

Vecinos de Los Alcaldes plantean manifestarse en la calle para que las administraciones actúen contra los ‘okupas’
Durante la última semana numerosas familias han ido entrando en viviendas de los tres portales de un edificio deshabitado en la calle Alcalde García Peñuela. Policía Local y Nacional han incrementado la vigilancia, pero los ‘okupas’ burlan su presencia y los vecinos de la zona alertan de los problemas de convivencia que pueden producirse. Reclaman menos palabras y más hechos a Ayuntamiento, Junta de Castilla y León y Subdelegación de Gobierno

La ‘okupación’ de edificios vacíos en Los Alcaldes de la capital se ha convertido un problema para los vecinos del barrio, que reclaman la actuación urgente de las adminsitraciones pública para evitar que pueda haber altercados o problemas de convivencia en la zona. De hecho, están dispuestos a manifestarse en la calle para hacer visible su malestar y así se están empezando a coordinar.

Al portal del edificio asaltado por numerosas familias la semana pasada en la calle Alcalde García Peñuela se sumaron esta semana los otros dos anexos, donde los ‘okupas’ han podido perpetrar su propósito antes de que llegara la policía, avisada por los vecinos de la zona. Incluso han ‘puenteado’ la luz para tener suministro de forma irregular.

Cabe recordar que la actual legislación establece que hace falta la celebración de un juicio verbal para la recuperación del inmueble que se hubiera ‘okupado’. Por eso, hasta que no haya denuncia y sentencia no puede producirse un desalojo. Cosa distinta hubiera sido que los agentes hubieran sorprendido a los ‘okupadores’ forzando la puerta de entrada de los pisos, lo que es considerado como un allanamiento y acarrea la detención, como sucedió días atrás con varios jóvenes en el barrio San José. 

La Policía Local y Policía Nacional identificaron a las familias de ‘okupas’, pero durante los periodos de ausencia de los agentes aprovecharon para continuar su cometido. Para asegurar el mantenimiento de la seguridad pública, la Policía Local y la Policía Nacional están trabajando de manera coordinada para asegurar una presencia policial continuada en la zona. Asimismo, por parte de los Servicios Sociales municipales, se está analizando la información facilitada por la Policía Local respecto de los ocupantes, a fin de determinar la situación de cada uno de ellos e identificar, en su caso, posibles situaciones de vulnerabilidad social.

Pero los vecinos quieren menos palabras y más hechos. “Hemos llamado a la policía para advertir que estaban con herramientas intentando abrir el otro edificio y han venido a la hora, cuando ya estaban dentro. Esto es una vergüenza. Nos sentimos dejados, esto va a reventar y luego vendrán las consecuencias”, afirma uno de los vecinos que presenció uno de los ‘okupamientos.

Comentarios
Lo más