Helmántico infantil A

Helmántico infantil A
Los pistachos se mantienen en mitad de tabla con trece puntos

La siempre competida Regional Infantil tiene este año un nuevo duro escollo en el Helmántico. Los salmantinos han demostrado con un inicio espectacular que todo es posible. Zamora, Burgos, La Amistad y Sur ya lo han probado y, a pesar de encadenar cuatro jornadas sin victoria, se siguen manteniendo en una posición cómoda válida para el objetivo deportivo final, la permanencia.

Y es que al final este conjunto es prácticamente nuevo. Sus jugadores llegan desde diversas partes y la cohesión necesaria para funcionar hubo que empezarla de cero. Por eso ‘sorprendió’ el inicio en el que se consiguieron doce puntos de los primeros quince, aunque nada, obviamente, llega de la nada. Detrás siempre hay un trabajo que, por otro lado, también se realiza de otra manera cuando van llegando los puntos.

Por ello, las victorias fueron un plus en la confianza del equipo que, a pesar de los últimos partidos sin victoria, no han perdido. Saben que es una categoría difícil en el que con trabajo todo acaba llegando. De esta manera, remando todos hacia el mismo lugar y, sobre todo, disfrutando, se mantienen en lo más alto del fútbol infantil en Castilla y León.

Claro está, la Regional Infantil implica un poco más de competitividad que, quizás, otras divisiones provinciales. Sobre todo cuando se juega fuera de casa. El viaje y el cansancio pueden hacer mella en el equipo y, obviamente, la mentalidad también cambia. Por eso, la obligación surge en los partidos de casa, en los que los tres puntos se convierten en el objetivo.

Los Cuernos será, de hecho, el cimiento de la permanencia en la que, de momento, marchan de manera muy buena. El colchón de puntos sobre los rivales se deja ver en la clasificación y ello, claro está, ayuda a afrontar cada semana. En esto es en lo que piensan continuamente, en el partido a partido, día a día, y valor a valor.

Y es que al final, aunque ya de por sí la plantilla está formada por buenos futbolistas y grandes personas, y de que participen en Regional Infantil, nunca se debe olvidar de que siguen siendo muy jóvenes y se encuentran en edad de aprender. Por eso la tabla, aunque importante, no lo es tanto como el aprendizaje diario.

Así se plantean los entrenamientos semanales, a que aprendan a ser personas y deportistas. Los valores del compañerismo, esfuerzo y sacrificio debe ser algo que adquieran a lo largo de la temporada para que, al final, ellos mismos comprueben que, en efecto, son mejores en todos esos aspectos. Es aprender que sin esfuerzo es difícil que se consigan las cosas. Y ello mismo también es válido para los propios entrenadores, que también aprenden de los chicos.

Y todo a través del balón. Esa es la propuesta de este equipo, siempre tener la pelota en la medida en el que el rival también lo consienta. No hay que olvidar que lo bonito de este deporte también es que, además de a ti mismo y tu mejora, te debes enfrentar a un rival en las mismas condiciones. Por ello, la pelota es la base del juego de los infantiles del Helmántico pero no la única. El trabajo también influye en que a esto se juega según se pueda en cada momento. El aprendizaje debe ser integral y los pistachos lo saben.  

La plantilla está formada por Mario Iglesias y Marcos Caballero (porteros); Adrián Casado, Álvaro Corredera, Marcos García, Alejandro Manzano, Eduardo de Miguel y Diego Hernández (defensas); Alexander Sánchez, Sergio Calvo, Marcos Báez, Álvaro Gorjón, Mario Gorjón y Diego Canabal (centrocampistas); Alberto Tejedor, Miguel Ángel Tejado, Álvaro García y Marcos Velázquez (delanteros); Sergio Barbero, Óscar Martín, Raúl Tabernero y Marcos (entrenadores).

Comentarios