La estación de autobuses continúa deteriorándose: ahora goteras en el hall

La estación de autobuses continúa deteriorándose: ahora goteras en el hall

La estación de autobuses de Salamanca acumula varias décadas de deterioro en sus instalaciones. Y es que el presupuesto de inversiones de la empresa pública Promoción de Viviendas, Infraestructuras y Logística S.A (Provilsa) para el año 2009, 2010 y 2011 contemplaba una anualidad de cinco millones de euros de inversión en las estaciones de Ávila y Salamanca. Pero se invirtió en la nueva estación de autobuses de Ávila por un importe de 4.938.450 euros y en la salmantina nunca hubo obras de mejora.

Siete años después, la estación de autobuses envejece a pasos agigantados mientras se retarda eternamente su reforma, teniendo en cuenta que ya se ha prometido su reforma para este año 2016. Así aparece en los presupuestos de la Junta de Castilla y León, contando también con la colaboración del Ayuntamiento de Salamanca en el proyecto. Pero por el momento no ha habido avances significativos. 

De titularidad autonómica y con gestión en concesión, la estación se inauguró el 22 de diciembre de 1975, tiene un tránsito de pasajeros en torno a 3,5 millones al año, superando con mucho a la estación de ferrocarril de la ciudad, Vialia, que ronda los 700.000 pasajeros al año. En comparación con otras estaciones de la comunidad, es la que mayor volumen de pasajeros moviliza anualmente, el cincuenta por ciento más que Burgos y medio millón de pasajeros más que León.

Comentarios
Lo más