La gestión de la diversidad, fuente de beneficios internos y externos para las empresas

La gestión de la diversidad, fuente de beneficios internos y externos para las empresas

Durante esta mañana han participado en ella cerca de 30 personas que van llevar a cabo talleres con psicólogos que van a tratar las relaciones y grupos dentro de las empresas como Pablo Villanueva.

Ante el aumento de las discriminaciones y situaciones conflictivas que generan las diferencias en las empresas, CCOO indicaba su intención de comenzar a integrar este ámbito en el plan de trabajo sindical llevado a cabo en los centros de trabajo y dirigido tanto para los trabajadores como para las propias empresas. “Queremos hablar de diversidad, no se trata solo de defender los derechos de los trabajadores y tener un papel únicamente reivindicativo dentro del contexto laboral, si no que en el ámbito de las personas, nos parece fundamental establecer estrategias que palíen y radiquen la discriminación”, indicaba Emilio Pérez Prieto, Secretario General de CCOO Salamanca, quien además reiteraba la intención de “hacer conscientes a las empresas de la necesidad de hacer rentable esa diversidad de culturas, idiomas y distintas características de las personas”.

Piedad García, Técnica de Gestión de la Diversidad de Salamanca Acoge, presentaba a los medios Red Acoge:

Esta federación, que comenzó su actividad en 1991 con el fin de promover los derechos de la población inmigrante que llegaba a España, así como su vida en nuestro país, cuenta con 17 federaciones en toda España, en las que trabaja con una red de voluntarios de 932 personas en todo el territorio nacional.

Desarrolla desde 2008 el proyecto “Sensibiliza: Gestión de la Diversidad Cultural en la Empresa” que, financiado por el Fondo Social Europeo y el Ministerio de Inmigración, tiene como objetivo promover la inclusión de este tema en el ámbito empresarial español.

“Nuestra idea es clara: la adecuada gestión de la diversidad convierte las diferencias en una fuente de oportunidades” indicaba  Piedad García. En una sociedad multicultural, donde las empresas se mueven en un entorno global, atender a la diversidad es imprescindible porque va en el beneficio interno y externo de las empresas, les otorga un valor social.

Según Piedad García, ejemplos de estos beneficios pueden ser la atracción del talento, el descenso del número de bajas, o mayor motivación de los trabajadores con respecto a la propia empresa. De cara al exterior: se puede obtener más clientes, acercamiento entre los agentes y mejor imagen corporativa de la empresa respecto a la sociedad.  

“Se está notando que las empresas cada vez llevan a cabo más actividades para formarse en este tema e implementar acciones en ellas.”, añadía.

“Somos todos iguales, pero respetando las diferencias de cada uno en beneficio de la empresa y los trabajadores”, concluía Angélica Gutiérrez, CITE CCOO - Salamanca. 

Comentarios
Lo más