"El Sistema Nacional de Salud necesita más profesionales y centros sanitarios humanizados"

"El Sistema Nacional de Salud necesita más profesionales y centros sanitarios humanizados"

El Sistema Nacional de Salud necesita más profesionales y centros sanitarios humanizados que sitúen al enfermo en el centro de toda atención priorizando sus derechos y deberes, según se puso de manifiesto en la primera Jornada de Humanización en Cuidados Paliativos organizada por La Fundación para la Formación de la Organización Médica Colegial (FFOMC) junto a la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios (OHSJD) en España, a través de la Fundación Juan Ciudad (FJC), con la colaboración de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid y la Sociedad Española de Cuidados Paliativos (SECPAL).

Como destacó Miguel Ángel Varona, “ambas organizaciones caminan de la mano unidas por un modelo de atención basado en valores”. Uno de esos valores, señaló, “es el Humanismo en la práctica médica, que tiene mucho de cercanía, compasión, calidez, acogida, escucha y solidaridad”. El otro, -añadió- está basado en el principalismo ético, deontológico y bioético, como es prestar una atención integral y de calidad a los usuarios del sistema sanitario”.

El representante de la OHSJD lamentó que, pese a los alcances logrados en la lucha contra la enfermedad, se haya descuidado “al que verdaderamente soporta la enfermedad, al enfermo” y de paso la atención sanitaria ha sufrido una deshumanización”. De ahí que instara a tomar conciencia de la despersonalización de la asistencia y de sus causas como primer paso para el retorno a la humanización.

El perfil de profesional humanizado pasa, a su juicio, por reunir una serie de valores como humildad, respeto, paciencia, “capaces de escuchar y comprender a cualquier ser humano con sensibilidad para entender las diferencias y habilidad para ofrecer cuidados integrales acordes a las necesidades de cada paciente”. Mientras, los centros asistenciales humanizados han de ser, en su opinión, “abiertos, transparentes, creyentes en el trabajo en equipo, y que atiendan tanto la formación como la información”.

Finalmente, dedicó unas palabras a los profesionales e instituciones que trabajan en la atención al final de la vida. “Mucho tenemos que agradecer y aprender de todos los que trabajan en cuidados paliativos porque, aparte de los logros que están consiguiendo en atender a las personas a ‘bien morir’, nos están ofreciendo una metodología de trabajo que “puede ser implementada en todos los campos específicos de atención con el objetivo de impregnar de humanismo las relaciones que se dan en nuestro sistema sanitario”.

Comentarios