Los especialistas critican el protocolo de vacunación contra la rabia cada dos años

Los especialistas critican el protocolo de vacunación contra la rabia cada dos años
En la jornada de mañana, día 28 se celebra el Día Internacional de la rabia, que es una zoonosis vírica que se transmite de animales a humanos, y que en caso de mordedura puede resultar letal. Se trata de una enfermedad de declaración obligatoria urgente en Castilla y León, y según los últimos datos de la Agencia de Protección de la Salud y Seguridad Alimentaria de la Junta de 2010, durante dicho año “no han existido casos de rabia humana en nuestra comunidad”.
 
Pese a ello, diversos veterinarios consultados por SALAMANCA24HORAS aseguran que no se le da la debida importancia a la rabia y que el protocolo de vacunación cada dos años establecido en Castilla y León no es el correcto. En este sentido, apuestan por reducirlo a un año, tal y como se establece en la normativa de otras comunidades como Andalucía, Extremadura e incluso en países como Portugal.
 
Según los especialistas, hasta hace unos años solo se habían dado casos puntuales en España, por lo que era lógico realizar la vacunación cada dos años. Sin embargo, el aumento de casos en los últimos tiempos recomienda establecer la vacuna anualmente, y los veterinarios abogan además por seguir una misma pauta en todas comunidades autónomas. 
 
La Organización Mundial de la Salud establece que un país mantendrá su estatus libre de rabia siempre que no se hayan declarado casos autóctonos en los últimos 2 años, siempre que posea una adecuada protección de sus fronteras, y siempre que tenga un homogéneo sistema de vigilancia de la enfermedad.

Informe de Castilla y León
 
El último informe de la rabia de Castilla y León establece que la rabia no ha estado presente en la Comunidad durante el año 2010, que el número total de personas mordidas por animales agresores durante dicho año fue de 484, mientras que el censo de perros de la Comunidad fue de 435.426.
 
Además, el informe refleja que de los perros analizados durante el 2010 ninguno dio positivo a rabia, como tampoco se encontraron positivos en los animales salvajes o murciélagos analizados. Por último, el número total de personas que recibieron tratamiento post-exposición (dosis de régimen intramuscular) fue de 12, de los cuales 5 fueron tratados por exposición a perros, 1 por exposición a otros animales domésticos, 3 por exposición a animales salvajes y 3 por exposición a murciélagos.
 
Comentarios