Cerca de 2.000 jóvenes salmantinos ni estudian, ni trabajan ni buscan un empleo

Cerca de 2.000 jóvenes salmantinos ni estudian, ni trabajan ni buscan un empleo

Con una tasa actual de paro juvenil del 46%, los jóvenes de 16 a 24 años son considerados el segmento poblacional más golpeado por la crisis. Pero, ¿cuál es la tasa de desempleo real de este colectivo? ‘Focus on Spanish Society’, editado por la Fundación de Cajas de Ahorro (Funcas), recoge la tesis de Eurostat según la cual la tasa de desempleo juvenil no debería utilizarse para describir la magnitud del colectivo de parados de esa edad, puesto que solo una reducida parte de los jóvenes (el 36% en el primer trimestre de 2016) están incluidos estadísticamente como población activa (que es la suma de los que trabajan más los que buscan trabajo, y se utiliza como denominador para calcular la tasa de paro). 

La mayor parte del resto de jóvenes está estudiando a tiempo completo (es decir, no trabaja remuneradamente, pero tampoco busca empleo). Así, Eurostat recomienda distinguir entre tasa de desempleo (paro sobre población activa) y ratio o razón de desempleo (paro sobre población total), calculando esta última como el porcentaje de desempleados de un colectivo sobre la población total de ese mismo colectivo.  

Al hacer esta distinción se comprueba que, entre los jóvenes, la razón de desempleo (paro sobre población total) es mucho menor que la tasa de desempleo (paro sobre población activa). Aunque España lidera ambos rankings en Europa, se observan diferencias considerables entre la tasa y la razón. Con los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) del primer trimestre de 2016, la tasa actual de desempleo de este colectivo de jóvenes es del 46%, mientras que su razón de desempleo es del 16%; es decir, uno de cada seis jóvenes está efectivamente desempleado.   

Con datos de la EPA también se observa que el porcentaje de jóvenes de menos de 19 años que no estudia es pequeño. Y a los 19 años, el 65% de los varones y el 70% de las mujeres están cursando estudios reglados a tiempo completo. Solo a los 22 años la proporción de quienes trabajan o están desempleados supera la de aquellos que están estudiando. 

A los 24 años, menos de uno de cada cuatro españoles afirma estar estudiando, aproximadamente la mitad de los que están empleados. El porcentaje de jóvenes entre 16 y 24 años que ni estudia ni trabaja ni busca empleo se mantiene estable en torno al 5%, sin que haya diferencias notables entre edades ni entre hombres y mujeres. En la provincia de Salamanca son casi dos mil jóvenes.

 

Comentarios
Lo más