Nuevo encierro minero en una semana de movilización por el futuro del carbón

Nuevo encierro minero en una semana de movilización por el futuro del carbón

La movilizaciones en el sector de la minería continúan en el Bierzo para reivindicar la puesta en marcha del mecanismo que garantice el suministro de carbón autóctono y este martes, tres mineros iniciaron un nuevo encierro en el Ayuntamiento de Toreno, que se se suma al que la semana pasada realizaron otros compañeros en Bembibre y Fabero. En esta ocasión los encerrados son Domingo Gómez y José Manuel Ruiz, delegados de Uminsa en Alinos y Cerredo, e Ismael Martínez, perteneciente a la subcontrata Traita en el lavadero de Fabero, que abogan por "seguir luchando unidos".

El encierro comenzó también esta vez a las diez de la mañana y con 48 horas por delante. "Cada vez están las cosas peor, pasa el tiempo, llegan las elecciones y todos teníamos la esperanza de que ayer hubiera salido algo de la reunión en Madrid, pero hemos vuelto con un borrador que ya sabíamos todos y no hay más", lamentó Gómez, que aseguró que "hay que seguir luchando mientras podamos".

Él lleva trabajando desde hace casi 20 años en el sector minero, en 1998 entró a trabajar en una de las subcontratas y dos años después pasó a la matriz de Uminsa. "Yo he pasado por todo, de la subcontrata a la empresa, aquí estoy con otros compañeros de Uminsa y de la subcontrata Traita porque estamos unidos, esto es para todos", añadió el minero.

A su lado, José Manuel Ruiz, que también lleva 17 años trabajando como minero y que ahora critica la actitud del Gobierno central y de su Ministerio de Industria "ante una cosa que está firmada y que vemos que no se cumple". Así, lamenta que desde hace cinco años "no hay un años en el que el sector esté tranquilo". "Cuando no es el Plan del Carbón, es el Real Decreto de Restricciones por Garantía de Suministro, problemas con la empresa o que no hay nuevo mecanismo", apunta Ruiz, que asegura que esta situación "cansa y desgasta mucho".

Aún así, este minero es optimista y anima a "mirar hacia adelante y pelear, que es lo que nos queda en esta comarca". "Hay que seguir hacia adelante y unidos", apostilla. En este mismo sentido se expresa otro compañero, Ismael Martínez, de la subcontrata Traita, que llevan ya varias semanas en ERE de suspensión. "Según están las cosas habrá que ayuda como pueda uno y si la manera es encerrándonos, aquí estamos", afirmó Martínez, que peleará hasta donde pueda para que el sector tenga futuro porque "yo no quiero marchar de aquí".

Los tres mineros estuvieron respaldados en esos primeros momentos de encierro por sus compañeros y por el secretario regional de FITAG-UGT en Castilla y León, Jorge Díez, que asegura que "no podemos perder la esperanza" y debemos "seguir luchando" a pesar de la "humillación en todos los sentidos" que, en su opinión, supuso la reunión de ayer en Madrid. "Ni siquera se dignó a estar el secretario de Energía, Alberto Nadal, que envió a la secretaria de Minas", apostilla.

"No nos esperábamos nada que fuera un poco más relevante, pero fue una humillación", lamenta Díez, que recuerda que las movilizaciones en el sector continuarán con la huelga en empresas mineras y subcontratas convocadas para el jueves y la manifestación que recorrerá la capital leonesa desde la sede de los sindicatos hasta la Delegación Territorial de la Junta. A ello se sumará mañana una nueva concentración a las puertas de la central térmica de Compostilla II en Cubillos del Sil y otra prevista ante la sede del PP en León.

Comentarios
Lo más