Mejora de la base aérea de Rosinos de la Requejada en la lucha contra los incendios

Mejora de la base aérea de Rosinos de la Requejada en la lucha contra los incendios
La base aérea de la Junta de Castilla y León en Rosinos de la Requejada presenta este año unas mejoras en la lucha contra los incendios forestales, según ha manifestado el delegado territorial de la Junta en su visita a estas instalaciones de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente. Ha estado acompañado por el jefe del Servicio Territorial de Medio Ambiente, Casto López, y el técnico de protección de la naturaleza, César Ventosa, quienes han podido comprobar las mejoras realizadas en la base tras la ejecución del último proyecto el año pasado.
 
Esta base alberga medios para la lucha contra incendios tanto de la Junta de Castilla y León como del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente. Concretamente cuenta con un helicóptero de transporte y extinción y con el correspondiente equipo de lucha integral contra incendios forestales (ELIF). Además, la base acoge durante la época de máximo riesgo de incendios forestales dos aviones anfibios de carga en tierra o en agua pertenecientes al Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.
 
El proyecto de mejoras ejecutado ha permitido la construcción de una nueva zona de estacionamiento para helicópteros con capacidad para al menos dos aeronaves; la instalación de la iluminación de balizamiento, navegación y servicio del aparcamiento de helicópteros; la construcción de un depósito de seguridad para albergar la cuba de combustible de los helicópteros; la ampliación de la zona de estacionamiento de aviones; la colocación de focos para la iluminación exterior de las edificaciones; el pintado de la pista de aterrizaje y zona de estacionamiento de helicópteros; la instalación de calefacción en el edificio destinado al personal de servicio del helicóptero; y la modificación del vallado perimetral de la base y de un camino vecinal exterior para adaptarlo al nuevo diseño de las instalaciones.
 
Alberto Castro ha señalado que “es fundamental concienciar y sensibilizar a los ciudadanos del valor de nuestros montes” y ha recordado que “la intencionalidad es la principal causa de los incendios forestales originados”. Asimismo, Alberto Castro ha destacado “la labor de vigilancia que realiza la Guardia Civil para disuadir a los pirómanos, así como las labores preventivas que realiza la Junta de Castilla y León”.
 
Además, ha recordado la necesidad de que “cualquier persona que advierta la existencia o iniciación de un incendio forestal deberá comunicarlo a los servicios de extinción de incendios forestales de la Junta de Castilla y León”. “Los teléfonos para poder comunicar los avisos en caso de incendios forestales son el 112 de emergencias y el 980 51 51 51 correspondiente al Centro Provincial de Mando de Zamora”.
 
El delegado territorial ha indicado que “la Junta de Castilla y León, como responsable en la lucha contra el fuego, tiene un dispositivo de aproximadamente 350 profesionales que trabajan en la provincia para minimizar los daños en los montes cuando se produce un incendio”.

Base aérea de Rosinos de la Requejada
 
La base aérea se encuentra en el término municipal de Rosinos de la Requejada a una altitud de 1.005 metros y ocupa una superficie aproximada de 14 hectáreas. La longitud de la pista con pavimento asfaltado es de 850 metros, con un área de seguridad de tierra de 500 metros en dirección sur, y una anchura de 14 metros.
 
La base consta de una pista de aterrizaje para aviones y helicópteros además de sendas zonas de estacionamiento de aviones y helicópteros con sus correspondientes servicios (zonas de carga de agua y combustible). Dispone de tres edificios para albergar al personal destinado en la base, un edificio para el personal del Ministerio y dos para el personal de la Junta de Castilla y León, uno acoge las cuadrillas ELIF y el otro al personal de servicio del helicóptero. Además, cuenta con emisoras de banda aérea y banda terrestre.
 
La Junta de Castilla y León tiene destinados en la base tres equipos de lucha integral contra incendios forestales (ELIF) y un helicóptero de transporte y extinción dotado con dispositivo de transporte de agua (helibalde o bambi).
 
Por su parte, el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente aporta dos aviones anfibios mixtos (cargan en tierra o en agua) y una Unidad Móvil de Meteorología y Transmisiones.
 
Comentarios
Lo más