La marcha de Mañanes cierra un ciclo en Benavente

La marcha de Mañanes cierra un ciclo en Benavente

Saturnino Mañanes se va. El ya exalcalde de Benavente deja el cargo a los 60 años y después de más de diez  al frente del Ayuntamiento. El responsable del Partido Popular accedió al puesto en un caso similar al que ahora le ve salir: por la dimisión del hasta entonces primer edil de la villa, Antonio Zapatero, que dejó el asiento en junio del año 2000.

A raíz de la salida de su predecesor, Mañanes ostentó el cargo hasta las Municipales del 2003, a las que ni siquiera se presentó. Su recambio al frente del Partido Popular de la villa, Ángel Cachón, no recibió el respaldo suficiente para mantener el control del Ayuntamiento y el PSOE gobernó en Benavente en el periodo que discurrió entre el 2003 al 2007. 

Fue entonces cuando Saturnino Mañanes optó por volver a entrar de lleno en la política y se presentó a las elecciones de mayo del 2007. El dirigente popular derrotó al que hasta ese momento era el alcalde, Manuel García Guerra, y al propio Ángel Cachón, que en estos comicios se presentó por Adeiza. Lo hizo además con mayoría absoluta y con la posibilidad, por tanto, de gobernar en solitario junto a su equipo de gobierno.

Benavente volvió a respaldar a Mañanes en el 2011. El Partido Popular obtuvo diez concejales por los cuatro del PSOE, los dos de IU y el que logró UPL. La legislatura, marcada por la crisis económica general y por la apertura total prevista en el Hospital de Benavente, terminó por convertirse en un auténtico polvorín a raíz del derrumbe de los Cuestos de la Mota, que se produjo hace 22 meses, el 16 de marzo del año 2013.

La obra de consolidación de los Cuestos se convirtió a partir de entonces en el caballo de batalla de la legislatura. Su financiación es aún objeto de duda por parte de los grupos de la oposición, aunque Mañanes anunció en su día el compromiso de la Junta de pagar el resto de los arreglos. Esa pacto con la administración regional evitó que el alcalde abandonara el cargo a principios de otoño, aunque ya advirtió de que no se presentaría a los siguientes comicios.

No obstante, el desencadenante final de su marcha ha venido motivado por otro asunto, el del litigio que mantiene su familia con el propio consistorio por culpa de un chalet declarado fuera de la legalidad. La petición del propio Fernando Martínez-Maíllo ha terminado con la trayectoria de Saturnino Mañanes, que ha visto cómo, incluso, su caso ha saltado a la palestra nacional en los últimos días.

Tras su salida, Juan Dúo se hace cargo de un Ayuntamiento que afronta los últimos meses de la legislatura con la esperanza de zanjar definitivamente el asunto de la financiación de los Cuestos, la intención de abrir el 100% del Hospital y la ilusión de ver la apertura, si no antes de mayo sí en 2015, del tramo de autovía que unirá Benavente y Zamora.

Comentarios
Lo más