Un año de prisión para un pedófilo mirobrigense que fue detenido en 2013

Un año de prisión para un pedófilo mirobrigense que fue detenido en 2013
La Guardia Civil realizó una actuación en diez provincias, en las que detuvieron a doce personas y se imputó a dos más. En la misma se retiraron imágenes con contenido pedófilo que aglutinan un total de once terabytes de material pornográfico de menores en diferentes soportes informáticos de almacenamiento digital

El Juzgado de lo Penal número Uno de Salamanca ha acogido en la mañana de este miércoles el juicio contra un hombre, acusado de tenencia y distribución de pornografía infantil a través de internet, al que el Ministerio Fiscal le pedía dos años de prisión. Sin embargo, se ha llegado a un acuerdo anterior a la vista por la que ha sido condenado por un año por estos delitos.

Se trata de un mirobrigense, J.A.B., que fue detenido en diciembre de 2013 en una actuación contra la pornografía infantil llevado a cabo en diez provincias de la geografía española. En la misma se detuvo a doce personas y se imputó a otras dos por su relación con estas actividades. Varios de ellos realizaban búsquedas de archivos introduciendo palabras como “preteens” o “pthc”, con la intención explícita de encontrar imágenes con contenido sexual en las que participaran menores de menos de diez años de edad, llegando a descargar vídeos y fotografías pornográficas que contienen auténticas aberraciones, bien por la edad de los protagonistas (en algunos casos bebés), o bien por el tipo de prácticas que muestran.

Las acciones policiales se iniciaron con motivo de denuncias presentadas por ciudadanos que descargaron vídeos a través de las redes P2P, los cuales, una vez visionados, resultaron ser archivos de alto contenido pornográfico en el que participan menores de edad. Expertos de la Guardia Civil pusieron entonces en marcha dispositivos técnicos de búsqueda en las redes de intercambio de archivos en Internet, como las de tipo P2P, para la localización e identificación de los autores y distribuidores de los archivos con contenido pedófilo. En esta ocasión los investigadores se han encontraron con una amplia y activa red de personas con residencia en España que accedían e intercambiaban este tipo de archivos.

Durante el rastreo de la Red, se localizó a numerosos usuarios que adquirían, compartían y distribuían estos archivos pornográficos, seleccionando a 14 de ellos que habían compartido más de diez archivos de contenido pedófilo, lo que eliminaba la posibilidad de que se trate de descargas accidentales. Tras identificar a todos estos usuarios, y una vez localizados los domicilios desde los que se descargaban esos archivos, se procedió a la explotación de sendas operaciones, realizándose un total de 18 registros en 16 ciudades de España. Las personas detenidas, a los que se les imputaba el delito de corrupción de menores, corresponden a diversos entornos laborales (funcionarios, jubilados, personas en paro, etc), con edades comprendidas entre los 23 y los 72 años.

En las diferentes actuaciones llevadas a cabo, en el transcurso de las Operaciones, se intervinieron más de 40 ordenadores, 25 terminales de telefonía móvil, más de 100 discos duros de almacenamiento y más de 5.000 dvds, cds, tarjetas de memoria, cintas miniDV y cintas de vídeo VHS, todo ello  analizado por los especialistas en delitos informáticos de la Guardia Civil. Además, se intervinieron dispositivos electrónicos de grabación oculta (relojes cámara, llaveros cámara, bolígrafos cámara…) que permitían a los detenidos elaborar su propio material pornográfico infantil, estando pendiente de determinar si, además de la tenencia y distribución de este tipo de material pedófilo, han podido producirlo.

En esta operación se ha intervenido un total de 11.400 Gigabytes intervenidos, equivalentes a unos 18.000 vídeos y unas 30.000 fotografías de pornografía infantil. Las operaciones han sido llevadas a cabo por agentes de las Comandancias de la Guardia Civil de Navarra, Castellón, Valencia, Alicante, Granada, Sevilla, Barcelona, Madrid, Cantabria, A Coruña, Ourense, Baleares, Salamanca y Teruel, siendo coordinadas por la Unidad Técnica de Policía Judicial del Cuerpo.

Comentarios