Los proyectos de investigación demuestran la eficacia de las terapias celulares

Los proyectos de investigación demuestran la eficacia de las terapias celulares
La Asociación Española Contra el Cáncer tiene abiertos trece proyectos por un inversión de cuatro millones de euros y la Fundación CRIS Contra el Cáncer invertirá 740.000 de euros en proyectos y ensayos clínicos de cáncer infantil en hospitales y centros especiales. “Es imprescindible apoyar la investigación en cáncer infantil con fondos, ya que es la gran olvidada en España pues existen muy pocos equipos de investigación dedicado a ello. Por ello, hacemos un llamamiento a la sociedad para que se implique"

Poderoso caballero es don dinero, sobre todo para seguir financiando la investigación en la lucha contra el cáncer, máxime si es contra el cáncer infantil, del que hoy tiene lugar su día internacional. Por ejemplo, la Fundación CRIS sigue apostando por la innovación y nuevos tratamientos en cáncer infantil y en 2017 invertirá 740.000 euros, triplicando la inversión del año anterior, en proyectos de investigación en hospitales y centros especiales. Y es que es fundamental financiar investigaciones punteras para erradicar la enfermedad, que causa el mayor número de muertes entre la población infantil.

Marta Cardona, directora de CRIS Contra Cáncer, comenta que “es imprescindible apoyar la investigación en cáncer infantil con fondos, ya que es la gran olvidada en España pues existen muy pocos equipos de investigación dedicado a ello. Por ello, hacemos un llamamiento a la sociedad para que se implique”.

Por su parte, el doctor Antonio Pérez, investigador y oncólogo, explica que “los objetivos serán mejorar el diagnóstico, el tratamiento y el seguimiento de los niños con cáncer que no responden a los tratamientos convencionales y ofrecerles alternativas basadas en una medicina personalizada, de precisión, atendiendo variables genéticas e inmunológicas. De esta forma, se aunará la investigación pre-clínica con el diseño de ensayos clínicos tempranos”.

Los proyectos apoyados por CRIS, están demostrando, a través de ensayos clínicos con niños, la eficacia de las terapias celulares que actúan sobre el sistema inmune directamente, potenciando las defensas naturales del cuerpo. El doctor Antonio Pérez comenta que han comprobado cómo las células NK son muy eficientes destruyendo células infectadas y tumorales. “En los ensayos clínicos de este grupo se están extrayendo estas células de pacientes, se activan para hacerlas más eficientes y se multiplican para poder infundir grandes cantidades de estas células a los niños con cáncer con unos buenos resultados, un 30% de estos pacientes sin tratamientos o resistentes a él se han beneficiado satisfactoriamente de estas terapias” y añade: “El paso siguiente es combinar  las células NK con células T de memoria, que son células que durante su vida ya se han enfrentado a una amenaza, es decir, un tumor y se han convertido en veteranas en la lucha contra este enemigo. Esperamos poner en marcha en breve el Proyecto Gaby”. 

Por su parte, la Asociación Española Contra el Cáncer tiene abiertos trece proyectos por un inversión de cuatro millones de euros. Los beneficios de la cena benéfica que tendrá lugar el viernes 17 de febrero (a las 21:00 horas en el hotel Doña Brígida) irán destinados a la beca de investigación 'Análisis genómico y funcional de la Leucemia Aguda Linfoblástica y en un modelo in vitro de modificación genética dirigida', siendo ésta la forma más común de leucemia infantil. 

Programas de atención

Los niños y sus familiares viven esta experiencia con gran dolor, incertidumbre y miedo. El tratamiento suele ser un proceso agresivo que conlleva momentos difíciles para todos. Por lo que es necesario desarrollar acciones dirigidas a minimizar las alteraciones emocionales y la interrupción del adecuado desarrollo del niño enfermo. Programas que ofrezcan una atención integral y que estén desarrollados por equipos multidisciplinares (psicólogos, trabajadores sociales, voluntarios) en colaboración con el equipo médico asistencial del hospital y el profesorado del aula hospitalaria.

Atención psicológica 

En este contexto, la intervención incluye diversas áreas de actuación, entre otras: ayudar a los padres a manejar el estrés asociado al diagnóstico y al comienzo del tratamiento, instruirles para que puedan apoyar a sus hijos durante la enfermedad, entrenamiento en pautas para favorecer la comunicación familiar, ayudar a los niños a entender la enfermedad y prepararlos para afrontar el tratamiento. Durante el año 2016, se han atendido 1.261 niños y familiares.

Atención social

Un total de 237 familias han recibido información y orientación sobre los recursos sociales existentes, ayudas económicas y se han beneficiado del servicio de prestación gratuita de material ortopédico (silla de ruedas, camas articuladas, andadores, grúas, etc.).

Talleres ocupacionales y actividades de animación y tiempo libre

El niño, a pesar de la enfermedad, continúa siendo niño y por tanto sus intereses siguen siendo el juego, la diversión, el contacto y la comunicación con otros niños. Por este motivo, las actividades de animación realizadas por los voluntarios resultan sumamente importantes para crear un entorno acogedor y lúdico. Durante el año 2016 se ha llegado a un total 3.005 participantes en las diferentes actividades de ocio en las unidades de oncología pediátrica, en los domicilios y en las residencias y pisos. 

Campamentos y salidas vacacionales

A lo largo del año también se han realizado una gran variedad de actividades recreativas fuera del ámbito hospitalario con la participación niños y familiares. Un total de 255 niños, padres y hermanos que han participado en los campamentos y salidas vacacionales.  

Comentarios
Lo más