Aumenta la venta ilegal de medicamentos a través de internet

Aumenta la venta ilegal de medicamentos a través de internet
La Federación de Usuarios Consumidores Independientes (FUCI) alerta de que pese a que en España está prohibida la venta en Internet de medicinas que requieran de receta, la globalidad de la red de redes hace que se puedan comprar productos farmaceúticos, prescritos o no por un médico, a empresas ubicadas en cualquier lugar del mundo (Andorra, Estados Unidos, India, etcétera) sin que se pida receta médica.

Por este motivo, y ante el incremento de las ofertas de venta de medicamentos a través de Internet, que se ha detectado por parte de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios, la Federación de Consumidores Usuarios Independientes solicita que se desarrolle, lo antes posible, la norma que prohibe la venta de medicamentos que necesiten de receta vía internet, evitando de esta manera las irregularidades que se están cometiendo en estos momentos.

Para Gustavo Samayoa, presidente de la Federación de Consumidores Usuarios Independientes, “este nuevo modo de consumo se ha de frenar ya que supone un grave riesgo para la salud de las personas. Debemos concienciar de que la medicación debe estar controlada por una receta médica que defina las cantidades a administrar, así como debe adquirirse en establecimientos que den garantias de su autenticidad y buen estado de conservación”.

Entre los productos que más se compran destacan los fármacos para la disfunción eréctil, los sedantes, los antidepresivos, los abortivos y los adelgazantes. Los ciudadanos que no tienen receta para estos productos recurren a este canal de venta para adquirirlos por la falicidad de acceso a los mismos y la ausencia de controles. Pero, desde FUCI se alerta que todos estos productos pueden ser muy peligrosos para la salud, ya que todos ellos pueden tener efectos secundarios que deben ser controlados por médicos y farmaceúticos.

Recomendaciones

- Los medicamentos comprados a través de Internet deben adquirirse en sitios web autorizados legalmente para ello, en los que se pueda comprobar que detrás del mismo haya una farmacia física.

- Todos las medicinas deben ir envasadas correctamente y con un prospecto en idioma español.
- No consumir medicamentos sin la receta médica correspondiente, ya que la automedicación genera problemas de salud y de consumo abusivo.
- Desconfiar de aquellos canales de venta que ofrecen los medicamentos mucho más baratos, ya que probablemente se trate de falsificaciones.
- No se deben realizar consultas médicas a través de Internet. La red de redes es una gran herramienta pero su médico de cabecera y su farmaceútico son profesionales dedicados a la salud que le recomendarán aquellos productos que más le convienen.
Comentarios
Lo más