Los precandidatos de Ciudadanos se presentan ante los afiliados en busca de avales

Los precandidatos de Ciudadanos se presentan ante los afiliados en busca de avales

Ciudadanos ha comenzado ya la carrera para las próximas elecciones al Congreso de los Diputados. Los precandidatos a encabezar la lista del partido por Salamanca, que finalmente serán tres tras la retirada de José Ramón Santos, protagonizaron este martes un debate abierto a todos los afiliados y salmantinos en busca de los treinta avales necesarios para pasar a ser el candidato oficial. Se trata de Pablo Yáñez González, estudiante de Ciencias Política y responsable de Comunicación en Castilla y León; Luis Holgado Lopo, guardia civil retirado y concejal de Villamayor de la Armuña; y Alejandro del Amo García, biólogo y funcionario de la Junta de Castilla y León.

Alejandro del Amo

Fue el encargado de abrir fuego en un escenario que comenzaba con una introducción en la que los postulados marcaron el porqué de su candidatura. Así, Alejandro del Amo destacó en sus primeros diez minutos que el partido debe ser un medio y no un fin, algo fundamental que parece no han entendido otros partidos. Además, marcó su posición en el partido, al que está ligado desde el 2006 con idas y venidas, y mostró la complicidad con el mismo en las medidas aportadas hasta el momento, como la separación real entre el poder judicial y legislativo. 

Se refirió también a la falta de democracia y la regeneración que esta requiere, palabra que se utiliza "demasiado". Lo necesario, dice Del Amo, es darle la vuelta al fallo histórico común hasta ahora, que es darse cuenta de que el voto no es una carta en blanco. Por ello, "hay que aprender a utilizar el voto", que en esta ocasión tiene que ir destinado a mejorar Salamanca. Su propuesta más importante, en este aspecto, es dotar a la provincia de un buen transporte de mercancías por ferrocarril lo que haría, a su juicio, que más empresas se instalaran en Salamanca y así evitar la despoblación a la que está haciendo frente últimamente.

Luis Holgado

El segundo precandidato en postularse habló de corazón y no con la cabeza, según avisó al comienzo de su intervención, por la falta de tiempo de documentarse correctamente, algo que hará en sucesivos días. Habló de su compromiso con la política y el partido aunque recordó que su mayor compromiso siempre ha sido con lo local. Por eso, en caso de ser elegido, tiene clara que su misión será recoger por los municipios la información y las propuestas necesarias para trasladarlas al grupo parlamentario y ser escuchado en la Cámara Baja. 

Afirmó que sería capaz de asumir este cargo debido a sus ganas y energía. También tuvo palabras para las políticas sociales, esenciales para él, y para llevar a Salamanca a ser más de lo que es en la actualidad. De hecho, parafraseando a otro militante de Ciudadanos recordó que "Salamanca tiene la materia prima pero la industria de transformación", algo que intentaría cambiar. 

Pablo Yáñez

El más joven de los tres, con solo 25 años, empezó echando la vista atrás y contando sus comienzos, siempre ligados al secretario general del partido, Albert Rivera. Paradojas de la política, cuenta que cuando decidió afiliarse, con apenas 18 años, el partido estuvo a punto de cerrar por no combinarse con UPyD. En contra estaba precisamente Rivera que poco después de salvar al Ciudadanos de Castilla y León, todavía muy pequeño, se plantó en Valladolid para hablar del "partido que se veía en la tele". Yáñez se planteó en ese momento que Albert Rivera fuera presidente y en eso basa su presentación a liderar la lista de Salamanca para el Congreso.

De Valladolid, afirmó que no es algo utópico que Ciudadanos gobierne y que él quiere aportar su granito de arena ya que "Salamanca puede marcar la diferencia". En este sentido, presentó a Ciudadanos como ese partido diferente donde los militantes eligen a su candidato y no un "dedo divino".

Polémicas

La polémica, o debate, la trajo precisamente el lugar de nacimiento de Pablo Yáñez. Algún afiliado del partido le preguntó por qué se presentaba por Salamanca no siendo de la ciudad a lo que el vallisoletano le contestó con un "no es cuestión de nacimiento". A su parecer lo importante es reducir la distancia entre representante y representado y para ello no es imprescindible el lugar de nacimiento o de residencia sino la voluntad de hacer algo por el partido que, en estos momentos, es "poner un escaño más a disposición" del mismo. En este sentido todos se mostraron ilusionados de poder conseguirlo e, incluso, el propio Pablo Yáñez aseguró que uno de los precandidatos presentes iba a tener un escaño. 

El techo de gasto aprobado en Consejo de Ministros fue otro tema a tratar que levantó suspicacias. Mientras los precandidatos afirmaban que podría responder a intereses electorales y dificultará el nuevo gobierno, la exdiputada provincial Evencia Juez salió al paso para afirmar que tanto el techo de gasto como el cumplimiento de déficit es necesario, ante lo que la moderadora del debate tuvo que cortar su intervención ya que se pasó del minuto estipulado para las preguntas y, de hecho, no llegó a preguntar. 

Tras unas últimas conclusiones de todos los candidatos, se dio por concluido el debate en busca de avales para pasar a ser el candidato de Ciudadanos por Salamanca para las próximas elecciones generales. 

Comentarios
Lo más