Asociaciones de ecologistas abordan la actualidad medioambiental de la región en Villalar de los Comuneros

Asociaciones de ecologistas abordan la actualidad medioambiental de la región en Villalar de los Comuneros

Los proyectos de minería para la extracción de feldespato y uranio en la Sierra de Ávila y en el Campo Charro salmantino centraron buena parte de la jornada, que contó con la presencia de representantes salmantinos de Ecologistas en Acción, Equo y Stop Uranio. Además, la distribución del agua y la situación del lobo también dieron lugar a debate

Este sábado, los colectivos ecologistas de Castilla y León se reunieron para coordinar sus actividades en defensa del patrimonio ambiental de la Comunidad, según ha informado el colectivo segoviano Azálvaro. Con un caluroso y cerrado apoyo a las plataformas que trabajan contra los proyectos de minería para la extracción de feldespato y uranio en la Sierra de Ávila y en el Campo Charro salmantino concluyó la mesa de debate y coordinación ambiental en la localidad vallisoletana de Villalar de los Comuneros.

La jornada se desarrolló a través de una puesta en común de los distintos colectivos para abordar los temas más actuales y problemáticos ante la posición no neutral que utiliza la Junta de Castilla y León en cuanto a la gestión de las competencias que le son propias. Esta falta de neutralidad afecta a la situación por la que pasa el lobo en áreas de la comunidad tanto al norte como al sur del Duero y a otras especies silvestres y cinegéticas y que tiene que ver con los varapalos judiciales recientes que obligan a la Junta de Castilla y León a modificar las conductas y patrones partidistas habituales.

Hubo unanimidad en la propuesta de presentar alegaciones ante los cambios normativos como en la necesidad de recabar más información sobre las agresiones medioambientales que afectan a las distintas provincias del territorio. Se puso de manifiesto la escasa voluntad de la administración en cuanto a la flora protegida y el escaso desarrollo normativo que garantice la viabilidad de los espacios incluidos en la Red Natura 2000, la Red de Espacios Naturales y otras figuras como las microrreservas de flora vascular.

Se recabaron preocupaciones sobre la modificación de la gestión de los aprovechamientos forestales menores, así como de la preocupante escalada de incendios forestales en áreas concretas de la localidad. Como ejemplo de gestión se puso sobre la mesa el olvidado plan 42, el aumento de zonas pastables tras los incendios y la sensación de impunidad existente.

El agua centró una parte importante del debate al ser tema de interés informativo por la pertinaz sequía de este año, por la deficiente gestión que se realiza, así como la falta de control eficaz y el carácter especulativo que se ejerce sobre algunas cuencas en prácticamente todo el territorio comunitario. Sobre la mesa se puso en tela de juicio las concesiones de nuevos sondeos a pesar de que los acuíferos estás sobrexplotados, el creciente cultivo de fresa y el uso asociado de agrotóxicos, la desaparición del agua en cuencas de las provincias de Segovia y Valladolid y la falta de medidas eficaces para garantizar una soberanía alimentaria para todos los pueblos y ciudades de Castilla y León.

Además, se contó con la presencia de representantes del partido ecologista Equo a través de su coordinadora regional Marta Santos, Izquierda Unida, PSOE y del procurador en cortes regionales, Carlos Chávez, de Podemos. La presencia de representantes políticos tenía como objeto cambiar impresiones sobre el estado medioambiental de la Comunidad, las iniciativas de los colectivos presentes, así como conocer la actividad parlamentaria de estos grupos políticos en las Cortes de Castilla y León. Hubo acuerdo unánime en la necesidad de coordinar acciones en defensa del gran patrimonio ambiental existente e iniciativas tendentes a la mejora del acceso de los ciudadanos a políticas ambientales sostenibles.

Comentarios
Lo más