La CHD podrá detectar alteraciones del caudal turbinado y ecológico gracias a un software

La CHD podrá detectar alteraciones del caudal turbinado y ecológico gracias a un software

Ha licitado un contrato con el fin de disponer de un software más completo en la gestión del registro y control de los caudales utilizados por los concesionarios de aprovechamientos hidroeléctricos.

La Confederación Hidrográfica del Duero, organismo adscrito al Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, ha licitado un contrato para ampliar las capacidades de los sistemas WISKI, de información hidrológica, y SODA, servidor de telemetría, con el fin de disponer de un software más completo en la gestión del registro y control de los caudales utilizados por los concesionarios de aprovechamientos hidroeléctricos.

Este contrato de servicios de asistencia técnica sale a concurso por un presupuesto de 280.931 euros, IVA incluido, y un periodo de ejecución durante el trienio 2018, 2019 y 2020, según recoge el pliego de cláusulas administrativas, que también incluye las condiciones de solvencia técnica que ha de acreditar la adjudicataria.

La ampliación del sistema de software de gestión de información hidrológica y telemetría de la CHD, incardinado dentro de los ya existentes dentro del organismo, también incluye los trabajos necesarios para la puesta en marcha, de forma integrada, de la automatización y mejora del registro de control de los caudales utilizados por titulares de aprovechamientos hidroeléctricos.

168 concesiones de generación de energía en 35 cursos

En la actualidad, en la cuenca del Duero hay un total de 168 concesiones para generación de energía eléctrica a partir de la fuerza motriz del agua, distribuidas por 35 cursos, con una potencia instalada de 3.866 megavatios y una producción media anual de 8.816.930 megavatios hora. Duero, Tormes, Esla, Tera, Luna y Carrión encabezan esta lista.

Los trabajos se plantean como una mejora de las prestaciones del sistema de información WISKI, y del de telemetría SODA, en aspectos como la gestión de infraestructuras y planificación hidrológica. Ambos recogen datos sistemas suministrados telemáticamente y en continuo por los limnígrafos instalados en cada central hidroeléctrica.

Implantado como experiencia piloto en cinco centrales

A través de un adecuado tratamiento de la información obtenida, se pretende detectar posibles incumplimientos por los concesionarios de las obligaciones que, sobre caudal turbinado y ecológico y régimen fluyente, están establecidas en sus títulos y la posterior gestión de alarmas e incidencias. El sistema ya se ha implantado, como experiencia piloto, en cinco centrales, y gracias al pliego licitado llegará a toda la demarcación después de incorporar los 200 sensores existentes.

De esta forma, con todos los elementos integrados en el conjunto de sistemas de información de la CHD, se dispondrá de una radiografía muy exacta y en tiempo real del comportamiento del régimen de caudales en los tramos de ríos con más usos hidroeléctricos que, además, facilitará las tareas de vigilancia.

Comentarios
Lo más