Un soleado Día Mundial de la Nieve da una tregua a un complicado inicio de año en Salamanca

Un soleado Día Mundial de la Nieve da una tregua a un complicado inicio de año en Salamanca

Las nevadas que han afectado durante este mes a buena parte de la provincia dejaron bonitos paisajes invernales pero, a la vez, han provocado el cierre de varias carreteras salmantinas, algunas de ellas aún presentan dificultades en la circulación

Este viernes, 19 de enero, se celebra el Día Mundial de la Nieve y, aunque esta jornada Salamanca se levanta con cielos despejados, sin duda, este fenómeno meteorológico ha estado muy presente en la provincia salmantina en lo que llevamos de mes.

Hace menos de dos semanas, buena parte de la provincia amanecía cubierta por un manto blanco, del que no se libró siquera la capital del Tormes, y que dibujaba paisajes típicamente invernales propias de las fechas navideñas que acababan de finalizar.

Pero además de esas bonitas estampas, las nevadas propiciaron la activación de la alerta amarilla por nieve y bajas temperaturas en buena parte de la provincia durante varios días y complicaron la situación de varias carreteras salmantinas, de hecho, algunas de ellas aún presentan dificultades en la circulación.

Tal es el caso de la DSA-191 a la altura de Candelario entre el kilómetro 8 y el 10.6, que permanece cortado al tráfico en ambos sentidos de las dos vías desde la pasada semana, según informa la Dirección General de Tráfico (DGT) en su página web, que avisa de que esta zona es “intransitable”.

Además, también desde el fin de semana pasado, continúa habiendo una carretera con dificultades en la circulación en la provincia. En concreto, es la SA-203 a la altura de La Alberca desde el km 0 al km 12.01, donde la circulación es difícil en ambos sentidos de la vía y, del mismo modo, está prohibida la circulación de camiones, articulados y autobuses y el uso de cadenas o de neumáticos de invierno es obligatorio.

Fue especialmente duro el fin de semana del 6 y 7 de enero, cuando las nevadas obligaron a desplegar todos los medios materiales para garantizar la seguridad en las carreteras salmantinas. En total, desde las 12 horas del 6 de enero hasta las 12 horas del día 8, se esparcieron un total de 526,05 toneladas de sal y 452.440 litros de salmuera en estas vías. Además, las 25 quitanieves que trabajaron esos dos días para garantizar la seguridad en las carreteras salmantinas recorrieron un total de 2.135,67 kilómetros en esas 48 horas.

Comentarios
Lo más