Fue el debut soñado en el coso de El Parque. En la corrida monstruo de la miniferia de León Padilla puso sus armas sobre el tapete y conquistó a la afición leonesa frente a dos de los toreros más consentidos de esta plaza Fandi y Ponce, que defendieron su cartel y cortaron una oreja. Cayetano, que también ha triunfado en este coso en otras ocasiones -el año pasado indultó un toro- no esta vez tuvo su mejor tarde con un encierro de dos hierros que resultó manejable y en el que destacó el segundo toro de la tarde, informa mundotoro.com

Juan José Padilla cortó las dos orejas al toro de su presentación en la plaza de toros de León. El jerezano armo un alboroto en todos los tercios a un animal de Zalduendo muy completo por los dos pitones con el que anduvo a un nivel muy alto de temple y espectáculo el jerezano, al que pidieron con fuerza el rabo. Debió otorgarlo el presidente, así como la vuelta al ruedo al astado. Al jabonero sexto lo saludó con dos largas cambiadas y le formó otro taco en banderillas. La faena tuvo ligazón y argumentos pero el presidente volvió a ponerse estricto. El público le obligó a dar dos vueltas al ruedo.

El animal que abrió plaza tuvo movilidad pero embistió de modo desigual, algo que Ponce solventó con la maestría que le distingue, encelando al animal con técnica y muleteando con elegancia y porte. El toro tardó en doblar y sólo pudo saludar, pero su labor fue de altos vuelos. Al cuarto lo metió en el canasto a base de temple y mimo y con dedicación y sapiencia construyó una faena de enorme mérito. La oreja, de las que cuentan.

Fandi cortó una oreja tras poner sobre el tapete su sentido del espectáculo con un toro que no acabó de romper mientras que en el séptimo el descabello le cerró la posibilidad de triunfo después de una labor animosa. Cayetano fue silenciado con el cuarto al que pinchó y tampoco remontó la tarde con el que cerró la tradicional corrida 'monstruo'. 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído