¿Dónde es gratis la educación universitaria?

Existen más de una decena de países en los que los grados son gratuitos, aunque con condiciones. Hasta diez también lo hacen con los másteres, como recuerda Universia
 

 Las universidad de Castilla y León vuelven a destacar entre las más caras para estudiar
Las universidad de Castilla y León vuelven a destacar entre las más caras para estudiar

En plena guerra de precios por los créditos en los estudios universitarios, numerosos países europeos cuentan con sus matrículas gratis, según ha recogido el portal Universia. Además, se da la circunstancia de que no solo pueden hacerlo con sus propios ciudadanos, sino que deben ofrecer el mismo precio a los jóvenes de la Unión Europea. 

Son hasta trece los países que tienen sus grados gratuitos. Escocia es la primera, con la ventaja, además, de ser un país anglosajón. En Alemania, la educación universitaria es gratuita en algunos Länder y en los restantes hay que pagar solo las tasas administrativas, de unos cien euros anuales. 

Chipre, por su parte, lleva invirtiendo mucho en educación en los últimos años y el inglés tiene un peso creciente en sus grados. Lo mismo ocurre en Malta, que ofrece grados gratuitos con el idioma de Shakespeare como el oficial. No es así en Grecia, donde también la educación universitaria es gratuita salvo en la universidad a distancia. Allí el inglés solo se da en algunos grados con proyección internacional.

Los países nórdicos también tienen sus grados gratuitos. En Dinamarca, Noruega, Finlandia y Suecia lo son, aunque difícilmente se podrán encontrar en inglés. En todos estos países, eso sí, el nivel de vida, aunque alto, es caro, si bien en el primero de ellos, encontrando trabajo se puede solicitar el llamado Statens Uddannelsesstøtte, una ayuda de 750 euros que otorga el Gobierno. 

Hasta cuatro países más ofrecen gratuidad en las primeras enseñanzas universitarias. En Polonia, los estudiantes deben pagar unas tasas administrativas que no superan los 50 euros anuales. Eso sí, para los grados impartidos en inglés sí se debe pagar, al igual que ocurre en Eslovaquia y la República Checa. En Eslovenia, por su parte, las tasas son de unos 30 euros anuales con una oferta cada vez mayor en inglés.

Solo cuatro no repiten en los másteres

Ni Grecia, ni Chipre, ni Malta, ni Escocia cuentan con másteres gratis después de haber finalizado el grado, pero las nueve restantes, acompañadas de Austria sí lo hacen con pocos cambios. De hecho, las características para acceder son los mismos salvo en el caso de Eslovaquia donde cada institución educativa decide si los que se imparte en inglés son de pago o no, mientras que en los grados eran todos. 

En Austria, la que se incorpora, por su parte, la gratuidad se reduce a aprobar todo año a año. Si esto ocurre tan solo habrá que abonar veinte euros semestrales para pertenecer a la asociación de estudiantes, obligatorio para todos los alumnos. La gratuidad, eso sí, no se aplica en universidades de ciencias aplicadas ni en las escuelas de maestros, que sí son de pago. 

En el caso del resto, principalmente en los países nórdicos, el único cambio es una mayor oferta de másteres en inglés que lo que ocurre en los grados, aunque hay que recordar que en Polonia y República Checa sí hay que pagar matrícula en este caso.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído