El rector de la Universidad Pontificia de Salamanca (UPSA), Ángel Galindo, ha firmado un convenio de colaboración con la Fundación Amigó, creada y gestionada por los Religiosos Amigonianos. Una delegación de estos religiosos visitó la UPSA el pasado mes de enero y manifestó su interés por establecer relaciones de cooperación y de acción común. Esta congregación se ha dedicado desde su origen a atender a jóvenes en situación vulnerable, mediante centros de acogida, de reforma, programas abiertos, de libertad vigilada, justicia juvenil, inserción profesional y programas de atención a la violencia paterno-filial. El primer proyecto conjunto será colaborar en la celebración de un Congreso de Pedagogía a finales de este año.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído