El director general del Instituto de Mayores y Servicios Sociales (Imserso) del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, César Antón Beltrán, y el delegado del Gobierno en Castilla y  León, Ramiro Ruiz Medrano, han informado de la resolución del Gobierno de España por la que se conceden 1.981.326,14 euros, procedentes de la asignación tributaria del IRPF para 2012, con fines sociales a un centenar de entidades y colectivos que han presentado 85 programas en la provincia de Salamanca.

Del reparto general por programas de los 203.872.624,29 euros de las subvenciones para fines sociales con cargo al IRPF de 2012, establecido en su momento por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, finalmente a Castilla y León se ha asignado un total de 18.491.702,49 euros, cantidad que supone un incremento de 46.030,76 euros con respecto a la de 2011, 

 
El reparto por colectivos a los que van dirigidos los programas de fines sociales mantiene las pautas generales establecidas en su momento por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad con respecto a la cuantía total de la asignación para fines sociales del IRPF de 2012. Precisamente la agregación de dichas anualidades ha propiciado que los programas de asistencia a personas con discapacidad, o a familiares con personas con discapacidad a su cargo, sean de los más favorecidos en la resolución de la convocatoria de las subvenciones. Los proyectos para la promoción de la autonomía personal, la adaptación de viviendas o la integración social de dicho colectivo forman parte de un compendio de subvenciones que, además, se centran en los centros de atención diurna, las residencias o las viviendas tuteladas o de convivencia.

Además recibirá dinero programas de atención nocturna, servicios de respiro y apoyo a las familias que tienen a su cargo personas con discapacidad. Con todo, es el sector de las personas mayores el que más crédito percibirá, toda vez que se agrupan en las subvenciones los programas de atención personal, de atención nocturna o de promoción y adecuación de plazas para dependientes en residencias de personas mayores. El apoyo a los servicios de ayuda a las familias y la adaptación de las viviendas en las que residan personas mayores o personas con dependencia constituyen otro de los núcleos esenciales del crédito de las subvenciones con fines sociales que provienen de rellenar la casilla del IRPF en la Declaración de la Renta.

Por regla general, los programas para personas mayores y para personas con discapacidad son las que más inyección reciben en concepto de subvenciones IRPF, ya que, además de la ayuda a los colectivos, cubren inversiones para nuevos centros o para rehabilitación de los ya existentes. Estas subvenciones con fines sociales abarcan muchos más campos: las actuaciones para favorecer la emancipación de los jóvenes o para potenciar su capacidad participativa en la sociedad recibirán 9,8 millones de euros, en tanto que los programas de inserción laboral de las mujeres y los que erigen en principio inspirador la prevención y erradicación de la violencia de género percibirán algo más de 11 millones de euros.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído