La precariedad laboral se ha instalado en las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado. La crisis económica y los recortes han llegado a todos los rincones de la administración y la Policía Local de Salamanca no es un excepción. La falta de chalecos antibalas es el principal problema de seguridad con el que se encuentran los efectivos del cuerpo municipal. Desde el Sindicato Profesional de Policías Municipales de España (SPPME) en Salamanca anuncian que está apalabrada la adquisición de una remesa de chalecos, aunque se muestran cautelosos con su recepción a corto plazo.

?Hace ocho meses que el Ayuntamiento se mostró favorable pero aún no hay aprobación oficial ni han convocado el concurso, ni nada?, han confirmado desde SPPME. Sin embargo, reconocen que a nivel de vestuario a pesar del retraso en la reposición de las prendas no se están viendo afectados negativamente en el cumplimiento de sus funciones. ?A nivel de vestuario siempre hay uno o dos años de retraso en la recepción de las prendas pero no suele afectar, estamos bien uniformados?.

La verdadera preocupación de los locales de la capital charra es la ausencia de chalecos antibalas para los efectivos policiales. ?Lo hemos pedido por activa y por pasiva y no hay manera?.

Algunos policías en virtud de preservar su integridad física han decidido adquirir chalecos de forma particular para ejercer sus funciones con mayor seguridad. ?Hace cinco años hubo una ayuda por parte del Ayuntamiento para financiar un porcentaje del coste de los chalecos de aquellos compañeros que así lo desearon?.

De igual manera, los puestos vacantes por la jubilación de algunos agentes no se ven repuestos y disminuyen los efectivos. Desde el Sindicato Profesional de Policías Municipales de España califican esta situación como lamentable. ?La oferta pública de empleo es insuficiente. Tenemos una carencia total de efectivos. En los años de crisis hemos perdido en torno a los treinta o cuarenta agentes?.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído