Los continuos planes de choque económicos puestos en marcha por el Gobierno pretenden incidir en la contratación indefinida para frenar las operaciones laborales de carácter temporal, sobre todo en los jóvenes. El nuevo Ejecutivo aprobó hace un año una reforma laboral para fomentar la contratación indefinida, y los datos comienzan a ser favorables.
 
Hace un año, el porcentaje de contratos indefinidos sobre el total era del 9,83, pero en la actualidad es del 10,37 por ciento, según datos del Ministerio de Empleo y Seguridad Social del pasado mes de abril, aunque un punto inferior a hace dos años, cuando la cifra de contratos indefinidos suponía el 11,35 por ciento sobre el total. Además, durante el año 2013 se han rubricado 2.200 contratos más que durante el ejercicio anterior.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído