La Audiencia Provincial de Salamanca ha desestimado un recurso de dos preferentistas contra el Banco Ceiss (Caja España-Duero), de forma que ya son cinco las sentencias a favor de la entidad financiera. En este caso, el juez considera que ambos denunciantes, quienes en 2009 compraron participaciones preferentes por un importe nominal de 30.000 euros y obligaciones subordinadas por 99.000 euros, conocían el riesgo que conllevaban ambos productos.
 
Según consta en el auto al que ha tenido acceso este diario, “la entidad bancaria no sólo proporcionó información verbal y clara del producto a través de sus comerciales, sino también escrita de conformidad con la legislación vigente”. Y añade que los empleados de Banco Ceiss “ni se aprovecharon de la limitación visual del actor ya que este sabía perfectamente lo que contrataba”. Además de que “se contrata el producto y se hacen en tres ocasiones diferentes, por lo que resulta extraño que no se hubieran cerciorado de lo que estaban adquiriendo”.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído