Fernando Pablos, portavoz de las áreas de Universidad e Investigación del Grupo Parlamentario Socialista, criticó hoy a la Junta de Castilla y León por haber ejecutado sólo el 30 por ciento del Plan de Inversiones 2007-11 en las universidades públicas de la Comunidad, dotado con 100 millones de euros y que fue “un compromiso textual del presidente Herrera en septiembre de 2006, antes de las elecciones”.

 
Así, explicó Pablos que en la Universidad de Burgos se ha ejecutado el 32 por ciento de lo presupuestado (5,5 millones de 17); en la de León, el 16 por ciento (3,4 millones de 21); en la de Salamanca, el 48 por ciento (14,5 millones de 30); y en la de Valladolid, el 22 por ciento (7,3 millones de 32). 
 
Pablos se mostró especialmente “preocupado” por que “lo más importante del plan”, varias de las obras de envergadura, “ya no se van a hacer”, como el Aulario de Humanidades de Burgos, la Escuela de Enfermería de Soria -dependiente de la Universidad de Valladolid-, la reforma de cuatro facultades de la Universidad de León -Ciencias del Trabajo, Derecho, Ingeniería Agraria y Ciencias Económicas- o el Multiusos Ciudad Jardín, la ampliación de Geografía e Historia o la Facultad de Ciencias Agrarias y Ambientales, todas ellas en Salamanca.
 
Tras calificar muchas de estas infraestructuras como “deudas históricas” de las universidades, arremetió contra el Gobierno regional por “culpabilizar” a las propias instituciones académicas de la supresión de estos proyectos, algo que consideró erróneo.
 
Por todo ello, el procurador socialista tachó la gestión de plan de “absoluto fracaso” y acusó al Ejecutivo autonómico de “fraude a los ciudadanos” y “estafa a las universidades públicas” en “un momento de cambio fundamental” para ellas, ya que las fechas de aplicación del plan coincidieron con la entrada en vigor del Espacio Europeo de Educación Superior, conocido como ‘Plan Bolonia’.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído