Enrique Cabero, secretario autonómico de educación por parte del Partido Socialista, habló sobre la "situación de incertidumbre" en la que se encuentra la comunidad escolar a propósito de las ayudas ofrecidas para la obtención de libros de texto, así como de los programas de conciliación familiar. Estos últimos incluyen servicios como la apertura de los centros en períodos vacacionales, el programa de madrugadores o las "tardes en el cole". Según Cabero, es posible que a los servicios de conciliación de la vida familiar y laboral este año se les imponga una nueva tasa que se aplicará a las familias que requieran de su uso. El socialista considera que este inicio de curso está siendo mucho más complicado e incierto para la comunidad escolar y las familias debido a la falta de información por parte del Gobierno y de la Junta.

Mientras que los dos últimos años las ayudas a los libros de texto recibieron siete millones de euros por parte del Gobierno, según datos ofrecidos por el propio partido, este año la cuantía es aún desconocida: "Se sabe que estas ayudas se van a reducir, pero es necesario que se conozca ya el presupuesto con el que cuentan". Cabero insiste en la necesidad de que estas becas se convoquen "de inmediato, para la semana que viene, pues hay comunidades autónomas como Galicia o Andalucía que ya lo han hecho". De esta manera, el secretario de educación insistió en la importancia de la educación "sin importar la ideología del partido o partidos gobernantes", y considera que la Junta de Castilla y León, por su parte, está adoptando una postura "de indiferencia y desinterés".

Por otra parte, Enrique Cabero hizo alusión a otros elementos estructurales que afectan a la comunidad y a la propia provincia. Se trata de la reducción de unidades docentes, así como de profesores interinos. Critica, también, la falta de datos oficiales al respecto por parte de la Junta de Castilla y León y ofrece datos estimados por "fuentes fiables". Según estas estimaciones, en la comunidad se eliminarán un total de 579 unidades docentes y en la provincia de Salamanca, 72; en cuanto a la reducción de profesorado, se estima un despido de 1.172 profesores en Castilla y León, 150 de los cuales pertenecientes a la provincia charra. Esto se traduciría, según el Partido Socialista, en una "reducción de calidad que afecta en especial al medio rural, lo cual sitúa a la educación en un lugar preocupante en cuanto a igualdad educativa se refiere".

Estas medidas situarían a Salamanca en segundo lugar en la lista de provincias castellano y leonesas afectadas por los recortes en educación, posición superada únicamente por Zamora. El PSOE considera que en una situación como la que actualmente está viviendo el país las medidas que se están tomando son erróneas: "lo que no se invierta en educación ahora, no se va a recuperar de manera inmediata".

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído