La Alianza rechaza el seguro obligatorio aprobado por la Junta por los ataques de lobos

 La Alianza rechaza el seguro obligatorio aprobado por la Junta por los ataques de lobos
La Alianza rechaza el seguro obligatorio aprobado por la Junta por los ataques de lobos

La `Alianza por la Unidad del Campo´,  que forman las organizaciones UPA y COAG, consideran un auténtico despropósito el anuncio realizado por la Junta de Castilla y León del seguro obligatorio que tendrán que realizar los ganaderos si quieren ver compensados en parte los daños que les produzcan los lobos en su explotación.

Después del sospechoso silencio a lo largo del mes de octubre, a pesar de que el presidente de la Junta de Castilla y León anunció una reunión entre Opas y Consejería de Medio Ambiente durante ese mes, y tras las promesas electorales del primer responsable político de Gobierno regional durante el pasado mes de mayo sobre las indemnizaciones que recibirían los ganaderos, nos encontramos hoy con una noticia que sin duda representa más de lo que había, y que es rechazada por la inmensa mayoría de los ganaderos.

Resulta un auténtico despropósito volver a insistir en una medida demostradamente ineficaz y muy negativa para las economías familiares de los ganaderos, y que tan solo servirá para enriquecer a las aseguradoras.

Con la aprobación del seguro vuelve a ponerse de manifiesto el verdadero interés que tiene el Ejecutivo regional en convertir a Castilla y León en `Tierra de Lobos´, y en impulsar la desaparición de la ganadería extensiva, que no puede asumir en una situación de crisis como la actual un sobrecoste por aseguramiento que oscila entre 200 y 300 euros de media por explotación.

La ALIANZA POR LA UNIDAD DEL CAMPO recuerda que son las sentencias judiciales las que están poniendo en su sitio a la Administración regional en varios casos de denuncia por ataques de lobos, ya que los tribunales se han vuelto a pronunciar en los últimos meses con nuevas sentencias favorables a los ganaderos apelando a la responsabilidad patrimonial de la Junta y condenando a la Administración regional a pagar las indemnizaciones oportunas y las costas del proceso judicial.

UPA y COG insisten en recordar que no se conseguirá mejorar la situación de los ganaderos con un seguro obligatorio como solución y negando la mayor, que en este caso es el pago de indemnizaciones directas asumiendo la responsabilidad directa de los daños que originan los lobos, y controlando la especie para no poner en peligro a la ganadería extensiva. 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído