La Asociación de Jóvenes Agricultores de Salamanca, Asaja, pide directamente a la Junta de Castilla y León medidas más contundentes para controlar la plaga de topillos que afecta a la provincia charra y que ya es visible en numerosas localidades. Por ello, la asociación agraria pide iniciar cuanto antes nuevos tratamientos para controlar la expansión de este roedor.

Desde el pasado mes de agosto, el aumento de población de topillos ha sido constatable en su origen en pueblos pertenecientes a la comarca de Peñaranda de Bracamonte. Aumento de población que ha pasado o pasará muy brevemente a ser plaga. “Las medidas de la Junta de Castilla y León han llegado tarde y se han mostrado ineficaces, como la propia administración regional ha reconocido al ampliar el radio de acción de 8 a 38 pueblos”, aseguran.

 

Ahora, cuando las parcelas de cereal se encuentran en etapas iniciales de crecimiento, Asaja cree que es el momento adecuado para volver a acelerar la aplicación de nuevas y contundentes medidas para impedir una mayor propagación de la plaga y evitar así un problema de mayor dimensión en un futuro.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído