La reserva de caza de Las Batuecas celebra este sábado la subasta anual de cabra montés, corzo y becada

Los precios de salida oscilan desde los 3.600 euros para el macho de cabra montés tipo A1 hasta los 300 del macho montés tipo C2 para control poblacional 

 

 CABRA MONTES
CABRA MONTES

Una vez aprobado el plan de caza para la temporada 2020-2021 por parte de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, los propietarios de la reserva de Las Batuecas celebra este sábado, 29 de febrero, a las 12.00 horas, su subasta en el Centro de Recepción de Cazadores de El Cabaco.

Las especies objeto de subasta son corzo, becada y cabra montés, repartidas en los siguientes lotes: 5 machos monteses medallables,  3 machos monteses no medallables, 6 corzos no medallables y 5 permisos colectivos de tres cazadores para  becada. Se incluyen también 14 lotes de caza de control poblacional de macho y hembra de cabra montés, aumentando y diversificando de forma considerable la oferta de lotes de caza. 

Sin duda, la especie emblemática de la Reserva de Las Batuecas es la cabra montés, con ejemplares muy valorados entre los cazadores. Aparte de la calidad de los trofeos, Las Batuecas ofrece un espacio único de vegetación mediterránea en valles imbricados con canchales y pedrizas que dan lugar a recechos atractivos para los cazadores.

Además de la cada vez más implantada plataforma online subastasdecaza.com, herramienta que permite la licitación digital de los aprovechamientos cinegéticos en las reservas regionales, los propietarios de los terrenos acordaron continuar con el sistema tradicional de subasta mixta, que permite optar a los lotes ofertados tanto a cazadores que puedan asistir a la subasta el 29 de febrero, como a los que previamente hayan formalizado la oferta vía correo certificado (Ayuntamiento de Nava de Francia, C/ Plaza Mayor, 1, 37623) o bien mediante correo electrónico aytonavadefrancia@yahoo.es.

Los precios de salida oscilan desde los 3.600 euros para el macho de cabra montés tipo A1 hasta los 300 euros en el caso del macho montés tipo C2 para control poblacional, o 400 euros en el caso de las cacerías de becada. Los permisos de becada son colectivos para tres cazadores y un día de duración, con un cupo máximo de 3 becadas por cazador.

Los cazadores interesados en participar en la subasta de manera no presencial pueden enviar sus ofertas según el modelo que pueden encontrar en la página web.

El plazo de presentación de ofertas finaliza el 21 de febrero para los envíos por carta certificada y el 24 de febrero para las ofertas enviadas por mail. En ambos casos, el modelo debidamente cumplimentado debe acompañarse de copia del DNI, escaneado en el caso de la vía telemática.

La Reserva Regional de Caza de Las Batuecas

La Reserva se encuentra en la parte sur de la provincia de Salamanca, lindando con la cacereña región de Las Hurdes. Comprende la totalidad de los términos municipales de Nava de Francia, La Alberca, Herguijuela de la Sierra y Monsagro, y parcialmente los de Serradilla del Arroyo, El Cabaco y El Maillo. Más del 80 % de sus terrenos son propiedad de estos ayuntamientos y están incluidos en el Catálogo de Montes de Utilidad Pública de la provincia.

Las Batuecas forman parte de la Sierra de Francia, que, si bien no posee altitudes importantes, constituye una comarca abrupta por sus laderas escarpadas y valles estrechos y profundos. Como elevación más importante puede considerase la Peña de Francia (1.725 m.), coronada por el Santuario de la Virgen del mismo nombre, y desde el que se divisa un impresionante y variado paisaje que comprende los abiertos horizontes de las llanuras salmantinas, las cumbres rocosas del poniente, y por el sur las colinas jurdanas. 

El río Agadón discurre por el valle de Monsagro, que recibe una serie de barrancos que dan lugar a una cuenca hidrológica accidentada. Otros ríos son el Tenebrillas, Morasverdes y arroyos de menor entidad, subsidiarios del Yeltes. Todos ellos, incluido el Agadón, pertenecen a la cuenca del Duero. Los ríos que se encuentran a continuación son todos del Alagón, tributario del Tajo, destacando el Francia y el Batuecas.

Flora y Fauna

El paisaje dominante es el constituido por matorral, brezos en las partes más frías y húmedas y jaras en las más cálidas y secas, abundando los madroñales en las zonas más frescas, constituyendo uno de los atractivos de Las Batuecas, junto con enebros y alcornoques. Son también frecuentes las repoblaciones de pino silvestre en la zona de La Alberca, Peña de Francia, Monsagro, que se han salvado de los incendios forestales, no muy frecuentes pero de muy difícil control por la orografía del terreno y con pino negral utilizado principalmente en el extremo sureste en una actividad repobladora que fue continuación de la ingente labor realizada en las Hurdes.

Se constata una recuperación generalizada de la cubierta vegetal desde la creación de la Reserva, como consecuencia de una mayor protección de los montes derivada de una gestión inteligente y multifuncional del territorio, especialmente de las encinas y rebollos. Se puede estimar que el bosque de frondosas, más o menos evolucionado, ocupa una cuarta parte del territorio de la Reserva, los pinares de repoblación no llegan actualmente al 15 %; las praderas y cultivos agrícolas, alrededor del 5 % y los matorrales suponen más de la mitad de la superficie total.

Desde el punto de vista faunístico, Las Batuecas presenta ciertas peculiaridades que resultan de elevado interés dentro del contexto europeo y mundial. La especie más valiosa que habitó estos parajes es el lince ibérico, catalogado en peligro de extinción, del que no existen más de 400 individuos en el mundo. Junto a él, otras 45 especies de mamíferos habitan en este espacio. Hay que destacar la cabra montés, antiguo habitante de estos parajes que fue reintroducida al igual que el corzo en los años setenta. También resulta de gran interés la presencia de nutrias, gatos monteses, ginetas y varias especies de murciélagos.

De las 131 especies de aves, lo más destacable es la presencia de una colonia de buitre negro, siendo peculiar la elección de viejos enebros para construir sus nidos. Esta zona es área nidificante de la cigüeña negra; el águila imperial es vista esporádicamente; ha aumentado la población de buitre leonado; sin olvidar otras especies que anidan como el águila real, el halcón peregrino, el alimoche, el búho real, el aguilucho cenizo, el cernícalo primilla, el azor, etc.

La variedad de hábitats presente permite la existencia de diversidad de especies de reptiles, 19 concretamente, de las cuales tres son endémicas: lagarto verdinegro, lagartija serrana y lagartija de Bocage. Por lo que se refiere a los anfibios, Las Batuecas se configura en un espacio propicio. Se han catalogado 13 especies, cuatro de ellas propias de la zona: tritón ibérico, sapo partero ibérico, rana patilarga y sapillo pintojo. La fauna ictícola es poco relevante: las especies más destacables son la trucha común, el barbo ibérico, la boga, la bermejuela y la colmilleja.

Actividad cinegética

La caza menor está representada por la huidiza becada, que llega cada invierno, ofreciendo unas jornadas muy apreciadas por los cazadores. Pero la joya de esta reserva lo constituye el macho montés. Las Batuecas tiene los mejores trofeos de la especie conseguidos en los últimos años, logro que le ha valido para conseguir un prestigio internacional sin precedentes en España. El corzo supera todas las expectativas encontrándose actualmente en expansión tras las repoblaciones efectuadas en la Reserva, y ocupa actualmente la totalidad de la Sierra Sur Salmantina. Las batidas de jabalí constituyen un aliciente para los cazadores locales.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído