El sector hostelero de Castilla y León, con la ausencia de Salamanca, rompe platos en protesta por su situación frente al COVID-19

Los trabajadores y propietarios del sector en la región se suman a las protestas convocadas por Hostelería de España, en coordinación con las asociaciones provinciales que la forman, bajo el lema "Nos hacen pagar los platos rotos’"

16 Comentarios

Hosteleros de Palencia rompen platos frente al Ayuntamiento. Foto: ICAL
Hosteleros de Palencia rompen platos frente al Ayuntamiento. Foto: ICAL

El sector hostelero de las provincias de Valladolid, León, Palencia, Ávila y Segovia salieron este martes, 9 de febrero, a la calle para protestar por su situación frente al COVID-19 en un acto que consistió en romper platos para denunciar que están “pagando los platos rotos de una patética gestión por parte de las administraciones”. Los hosteleros de Castilla y León se sumaron así a las protestas convocadas por Hostelería de España, en coordinación con las asociaciones provinciales que la forman, bajo el lema ‘Nos hacen pagar los platos rotos’. Este acto no se ha llevado a cabo en Salamanca.

En el acto reivindicativo, los manifestantes leyeron un comunicado en el que recordaron que se cumple un año desde que se detectaron los primeros casos de coronavirus, y destacaron que “dentro de nada, se cumplirá el primer aniversario de la hecatombe en la que se ha sumido a la hostelería”. “Casi un año, en donde todas las medidas para frenar la propagación del virus han tenido como máximo culpable de esta lacra a nuestro sector”, lamentaron, al tiempo que recriminaron que “no se ha probado ninguna medida más” ni “se ha tratado de buscar soluciones para mitigar el auténtico drama sanitario que estamos padeciendo”.

Así, apuntaron que “cada vez que se han tenido que poner en práctica cualquier tipo de solución porque la pandemia se disparaba, la hostelería estaba en el centro de esas soluciones” y agregaron que “lo estaba para ser más criminalizada, para aumentar nuestra posición de culpabilidad de cara a la sociedad”.

“No podemos entender las medidas restrictiva que se han venido aplicando este año”, resaltaron, al tiempo que tildaron de “ridículos cierres de los interiores de los bares, cuando estos recintos cumplen estrictamente las medidas de higiene y separación”. “Esperpénticas restricciones horarias, no comprendemos la diferencia de obligar a cerrar a las diez de la noche y no a las doce”, apostillaron.

En esta línea, el sector hostelero señaló que “no somos capaces de valorar el beneficio que para frenar el virus puede aportar esta medida” y añadió que “por el contrario, si valoramos la rentabilidad que hubiéramos obtenido si nos hubieran permitido trabajar el horario de las cenas”. “Resulta irrisorio entender qué diferencia hay cuando ya se ha restringido el aforo de interior al 33 por ciento que un cliente este de pie o sentado”, agregaron.

“Estamos siendo un sector totalmente defenestrado y culpabilizado hasta límites insospechados”, sostuvieron, y denunciaron que están “pagando los platos rotos de una patética gestión por parte de las administraciones”. “Éste es el motivo y el lema de esta nueva protesta ….nos hacen pagar los platos rotos”, precisaron.

En este sentido, el sector hostelero reconoció que es “el primero” en reconocer “el crítico momento” que se vive por culpa del COVID-19. “Somos los primeros en reconocer la presencia de este virus, somos los primeros en reconocer la infatigable labor del personal sanitario, somos los primeros en ponernos en la piel de los cuerpos de seguridad, y en entender la lucha incansable que están teniendo para cumplir con la ciudadanía”, señalaron.

Sin embargo, advirtieron de que “no podemos ser los primeros, ni los últimos en entender las medidas restrictivas que están imponiendo las administraciones sin un solo dato que avale nuestra culpabilidad, todas las restricciones van encaminadas a no permitirnos trabajar, a limitar nuestras posibilidades de negocio y ser delante de la sociedad los culpables de esta crisis epidemiológica”.

No aportan datos”

“No aportan datos que demuestren que las medidas que se imponen con nuestro sector favorezcan para frenar a este bicho”, lamentaron. “No aportan datos que demuestren que mantener nuestra actividad perjudique a la salud pero si que hay datos que demuestran que las medidas que se aplican no tienen sentido y carecen de criterio”, denunciaron, en cuanto a que “las que se ponen en marcha en esta Comunidad no son válidas para Galicia, o las que se aplican en Madrid no son válidas para Castilla y León o para Valencia”.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído