Virginia Sánchez Rodríguez recopila la historia de las comparsas de Peñaranda en un libro editado por la Diputación

El origen se remonta a los años 30 vinculadas a la fiesta del Carnaval, pero no es hasta 1950 cuando desfilan por las calles con sus cantos

0 Comentarios

Presentación de 'La comparsa peñarandina'
Presentación de 'La comparsa peñarandina'

El diputado de Cultura David Mingo, el director del IDES Francisco Blanco y la autora Virginia Sánchez Rodríguez han presentado el libro "'La Comparsa Peñarandina. Historia y repertorio musical para la pervivencia de una tradición'.

El libro es producto de una investigación etnográfica realizada con una de las becas Ángel Carril, obtenida por la autora para investigar sobre esta tradición musical, y forma parte de la colección "Identidades locales" del IDES.

La música es consustancial al ser humano y constituye uno de los pilares de la cultura desde tiempos remotos. Si bien la música de comparsa no respondía a una tradición ancestral, el estudio permitió reconstruir el camino a través del cual se convirtió en parte de la identidad y tradición de Peñaranda de Bracamonte. El texto recupera estas manifestaciones de la música popular, hasta ahora poco tratadas, e incorpora registros novedosos al cancionero regional.

El libro reconstruye el camino por el que la denominada 'música popular urbana' de perfil hispano de los años 50, difundida por los cantantes más famosos del momento, pudo llegar a convertirse en testimonio tradicional gracias a la asimilación de nuevas canciones que se integraron en la realidad sociocultural como parte de la tradición.

El origen de las comparsas en Peñaranda se remonta a los años 30 vinculadas a la fiesta del Carnaval, pero no es hasta 1950 que desfilan por las calles con sus cantos. La gran novedad es que estas agrupaciones musicales de carácter festivo pasan a asociarse a fechas navideñas presentando unos rasgos propios que las diferencian de otras manifestaciones en el territorio nacional.

Tras un largo parón de un par de décadas, las comparsas sobrevivieron en la memoria colectiva de los vecinos de Peñaranda de Bracamonte. En la década de los 80 se recupera la manifestación de este patrimonio musical inmaterial y la actual Comparsa Peñarandina retoma el testigo.

En cuanto al valor musical, los distintos grupos tomaron la música popular que escuchaban y que en aquella época sonaba en la radio y se interpretaba en bailes y verbenas basadas en chotis, boleros, coplas o pasodobles. En cuanto a su aspecto antropológico, una vez recuperada la tradición en los años ochenta, la Comparsa Peñarandina se dedicó a retomar la interpretación de las canciones compuestas décadas antes y creó nuevas letras que reflejaban las circunstancias históricas y políticas del momento actual.

Virginia Sánchez Rodríguez es doctora en Musicología por la Universidad de Salamanca y es profesora de la Universidad de Castilla La Mancha y de la Facultad de Música y Artes Escénicas de la Universidad Alfonso X el Sabio de Madrid.

El gran aporte de la autora, al recuperar el valor musical de las comparsas peñarandinas con la música de moda de los años cincuenta del siglo XX, es la puesta en valor histórico y antropológico de sus coplas, que recrean los modos de vida, cultura y sociedad en el pasado, tales como las formas de ocio, la economía y los establecimientos en la localidad. Se han impreso 300 ejemplares del libro en esta primera edición, que se encuentra en las librerías disponible a un precio de 12 euros.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído