Partido importantísimo para el Balonmano Salamanca. Y los guerreros naranjas no negros no fallaron ante un rival directo como el Universidad de Valladolid (25-22), y dan un paso de gigante hacia la salvación.

Los de Diego Vieira llegaban a la cita con tres derrotas seguidas pero se resarcieron ante su rival con una victoria que se fraguó antes del descanso, cuando se fueron con una ventaja de 9 goles (15-6).

Tras el descanso todo pudo solventarse más rápido, pero los charros no supieron materializar las ocasiones y acabaron sufriendo más de la cuenta.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído