El penúltimo encuentro de la temporada para la UDS dejó, en una tarde en la que muchos decidieron no acudir al Helmíntico y disfrutar del día en otros menesteres, a Pablo de Lucas como protagonista. El capitán, al igual que su equipo, recibió una pitada al salir al terreno de juego pero vio como luego todo se concentraba en él con cánticos e insultos desde un sector del fon sur.

Con el paso de los minutos, el resto de aficionados que estaban en el estadio respondieron con aplausos y abroncaron a esos que iban contra el capitán, en una división de opiniones en la que acabó ganando el apoyo al ilicitano. Mejor le fueron las cosas a Raúl Moreno, el único ovacionado y aplaudido de inicio, reconociendo la afición de la UDS su trabajo dentro y fuera del campo y su gran rendimiento bajo palos desde que llegó.

En lo institucional y tras lo que se ha hablado los últimos días, la refundación fue rechazada por la peñas con una pancarta y con cánticos, dejando claro que no es la solución que quiere el respetable para la entidad.

En el césped también fue protagonista el colegiado Hermosilla Alaña, que parece tener miedo de pitar penaltis a favor de la UDS. Tras comerse dos, uno de ellos claro en Oviedo, este domingo Javi H. fue arrollado en dos ocasiones, en las que el trencilla volvió a hacerse el sueco.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído