El discurso de Mañueco fue emotivo y quiso reflejar la esencia de la figura de Carlos Gil Pérez. En palabras del Alcalde estaba convencido de que el histórico entrenador no era amigo de los homenajes y que se hubiera sorprendido por ver a tanta gente. De hecho alguno de las instalaciones salmantinas podía haber llevado su nombre y Gil Pérez no fue partidiario. Mañueco lo dejó claro: “Estamos aquí porque te lo mereces Carlos”.

Su hermano Eduardo agradeció a todos su presencia y explicó que “para la familia es un gran honor y nos llena de satisfacción este momento. No hace falta decir mucho más”. Paco Seirulo fue una de las atracciones recién llegado del Barcelona y disfrutando de sus vacaciones en Salamanca. Seirulo habló con SALAMANCA 24 HORAS: “Carlos fue un maestro del deporte y los que fuimos entrenados por él tuvimos mucha suerte. Creo que en el aspecto formativo es la persona más importante que hemos tenido en el deporte de Salamanca”.

Visiblemente emocionada estaba Rosa Colorado que resumió a la perfección lo que significaba Carlos Gil Pérez: “Se preocupaba por el deportista y por la persona. Nos estimulaba cada día con su ilusión. A veces pensé en tirar la toalla y era imposible hacerlo cuando veías las ganas que él tenía. Ha sido una gran pérdida para el deporte de Salamanca porque es una persona irrepetible. No sé cómo, pero conseguía todo lo que se proponía. Él puso en marcha todo lo que hoy tiene el Servicio de Deportes de la Universidad”.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído