Perfumerías Avenida se comporta en la presente Euroliga como un animal de costumbres. Siempre que ha jugado lejos del pabellón de Würzburg ha acabado derrotado, mientras que en sus encuentros como local se alzó victorioso fuese quien fuese el rival, superando incluso con claridad al Galatasaray.

Pero hay otro dato que ayuda a saber de qué lado puede acabar el partido después del bocinazo final, o al menos así ha ocurrido hasta ahora. En las cuatro victorias de Perfumerías Avenida las salmantinas llegaron por delante en el marcador al descanso, todo lo contrario que en los partidos que acabó sumando una derrota.

En el caso de las derrotas es lógico, ya que el encuentro en el que llegó al parón con una desventaja menor fue el que le enfrentó la semana pasada al CCC Polkowice, cediendo quince puntos contra el conjunto polaco. Y es que remontar en Euroliga es muy complicado. Las de Víctor Lapeña han demostrado en casa lo difícil que es darle la vuelta al marcador, aunque ninguno de los partidos de Würzburg llegó con una renta superior a los tres puntos a favor de Perfumerías Avenida.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Hoy en Portada
Lo más leído