LOS RIVALES DE SEGUNDA | El Zamora CF intentará aprovechar la inercia del recién ascendido

La escuadra rojiblanca, un clásico de la Segunda B durante este siglo, regresa a la categoría de bronce del fútbol español tras cinco duras temporadas en Tercera. En su retorno, la directiva ha apostado por la continuidad del cuerpo técnico y gran parte de la plantilla para intentar aprovechar la inercia del recién ascendido

7 Comentarios

 3311421
3311421

Texto: Ángel García (responsable de deportes de zamora24horas.com y Cope Zamora)

El Zamora CF regresa este curso a la Segunda División B. Después de cinco temporadas en Tercera División, rozando la desaparición, hace dos temporadas el Grupo Vivir, un grupo inversor madrileño, se hacía con la gestión de la entidad y devolvía al club la aureola de campeón. Tras quedarse a las puertas del ascenso la campaña pasada, cayendo en el play off de ascenso primero ante el Haro Deportivo y después frente al Alcobendas, los rojiblancos lograban el ansiado ascenso este pasado mes de julio al doblegar primero al Numancia B y después a la Gimnástica Segoviana.

Para su regreso a Segunda B, y ante los cambios que se han producido en el formato de competición con la división por subgrupos, la dirección deportiva ha optado por renovar a un amplio porcentaje de los jugadores. Y es que en una primera liguilla de solo diez equipos será fundamental no perder demasiadas semanas en acoplar a la plantilla.

Ante eso, y con la aspiración de aprovechar la inercia del recién ascendido, el Zamora mantiene el mismo cuerpo técnico liderado por David Movilla. Se trata de un entrenador con experiencia en Segunda B, jugando incluso fase de ascenso a Segunda A con el Barakaldo, y que en Zamora se está mostrando como un entrenador metódico, muy analista del rival y con una enorme variedad en sus patrones de juego.

En cuanto a la plantilla, hasta dieciséis jugadores repiten con respecto al conjunto que logró el ascenso: Jon Villanueva, Mapisa y Moha en la portería; Parra, Asiel, Piña y Coque en defensa; Dani Hernández, Perero, Vallejo, Carlos Ramos, Juanan y Escudero en el centro del campo; y Valentín, Sergio y Zotes en vanguardia. De ellos, media docena con experiencia en Segunda B en algunos pasajes de su carrera deportiva.

En cuanto a las incorporaciones, se han producido tres llegadas sub23 y tres sénior. Iniciando por las primeras, Abel Conejo y Adri Herrera, del Numancia B y habiendo debutado con el primer equipo el año pasado, son dos apuestas que parecen seguras. Además, el lateral zurdo procedente del filial del Rayo Vallecano, Meseguer, cierra las fichas sub23. Por último, las tres únicas incorporaciones sénior han sido la del extremo zurdo de 31 años Omar Monterde, que llega de jugar en la liga polaca, la del central Crespo, que el curso pasado jugó en el Salamanca CF UDS, y la del atacante Jacobo Alcalde, de la tercera madrileña.

En definitiva, un equipo que se ?paseó? en Tercera División el año pasado, y que apenas ha dado un par de retoques por línea para afrontar la Segunda B más incierta y a la vez más importante de los últimos años, ante la creación, de cara a la próxima campaña, de la Segunda B Pro. 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído